El juez que ofreció intercambiarse de por vida por un refugiado

  • Redacción
  • BBC Mundo
Pie de foto,

Es difícil que se le permita a los medios ingresar a Manus o Nauru.

Un juez jubilado de Australia se ofreció para intercambiarse con un refugiado y vivir el resto de su vida en uno de los campos de detención en alta mar del país.

Jim Macken, de 88 años, dijo que le había escrito al ministro de Inmigración, Peter Dutton para ofrecer un "intercambio de cuerpos".

"Entiendo que esto es una petición inusual, pero lo ofrezco con toda sinceridad," escribió Macken.

"No puedo permanecer en silencio cuando hombres, mujeres y niños inocentes se encuentran detenidos en circunstancias terribles en Manus y Nauru", aseguró Macken en la carta publicada por los medios australianos.

Australia procesa a los migrantes y potenciales refugiados en esas islas de Papúa Nueva Guinea.

Y el gobierno ha sido fuertemente criticado por las condiciones en los centros de detención, que son administrados por privados.

Pie de foto,

Nauru, la república más pequeña del mundo, hoy es sede de uno de los campos de refugiados de Australia.

En su misiva, Macken acusa al gobierno australiano de tratar a los refugiados de esos campos "como escudos humanos".

"Y esto es absolutamente inmoral", afirma, para luego agregar: "Como esto se está haciendo en mi nombre, no puedo permanecer en silencio".

"Ofrezco esta propuesta como un camino para que al menos un refugiado que esté actualmente en Manus o Nauru tenga el derecho a ser un ciudadano australiano. Yo consideraría un privilegio vivir mis últimos años, ya sea en Nauru o en Manus en su lugar", agrega.

Macken ofreció renunciar a su nacionalidad australiana si es necesario.

Un portavoz de Dutton dijo que la oficina del ministro estaba revisando si habían recibido la carta y se negó a hacer más comentarios.

Pie de foto,

La situación de los refugiados ha generado protestas.