"Cataluña no seguirá las órdenes de Madrid": la advertencia del gobierno catalán tras el anuncio de intervención del gobierno de Rajoy

Marcha a favor de la independencia Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Este sábado se realizó en Barcelona una marcha a favor de la independencia de Cataluña.

Los funcionarios catalanes no seguirán órdenes del gobierno de España si ellos insisten en la idea tomar el control de la región, le dijo a la BBC este lunes el consejero de Asuntos Exteriores de la Generalitat de Cataluña, Raúl Romeva.

Romeva añadió que el gobierno de Madrid está actuando en contra de la voluntad de los catalanes.

La declaración de Romeva es unas de las primeras respuestas de un alto funcionario catalán al presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, quien este sábado declaró que cesará a los líderes actuales del gobierno de Cataluña y reducirá algunos de los poderes del Parlamento regional.

De esta manera Rajoy activó el artículo 155 de la Constitución española, que permite retomar el control de una región autónoma si se considera que atenta contra los intereses de la nación.

La decisión se tomó a raíz de que el gobierno de Cataluña había declarado su independencia, después de la celebración del referéndum del pasado 1 de octubre. Sin embargo, también había suspendido sus efectos para una posible negociación con las autoridades de Madrid.

Entre tanto, los partidos que apoyan la separación de la región autónoma señalaron que esperaban discutir sus planes más adelante.

El gobierno de Rajoy indicó que planea convocar a nuevas elecciones regionales en los próximos seis meses.

Referéndum

El gobierno catalán, liderado por Carles Puigdemont, dijo que el 43% del censo electoral de Cataluña había participado en el referéndum y que el 90% de esos electores habían estado a favor de separarse de España.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption El futuro de Cataluña todavía es incierto, especialmente tras la decisión del gobierno de Mariano Rajoy de activar el artículo 155 de la constitución española.

Sin embargo, partidos catalanes que estaban en contra de la independencia y que ganaron el 40% de los votos en las elecciones regionales de 2015, boicotearon el acto, al igual que muchos simpatizantes antiseparatistas que no votaron al señalar que no era válido.

"La gente ha decidido por años, de forma democrática, cuál es el gobierno que quieren, el Parlamento que desean. Esas instituciones tienen que ser preservadas", dijo Romeva.

Y agregó: "Solo las personas tienen el derecho de cambiar estas instituciones".

Se espera que este viernes el Senado español apruebe las medidas tomadas por el gobierno junto a la propuesta de convocar a nuevas elecciones regionales.

Temas relacionados

Contenido relacionado