Lo que se sabe de Sayfullo Saipov, el atacante de Nueva York que causó la muerte de al menos 8 personas en Manhattan

Una foto de Sayfullo Saipov: Foto: CBS
Image caption Los medios de Estados Unidos publicaron una fotografía no fechada de Sayfullo Saipov. (Foto: CBS)

Sayfullo Saipov escogió a propósito el día de Halloween para perpetrar un ataque en Nueva York. Buscaba calles llenas de gente para hacer más daño.

Eso le dijo a las autoridades el atacante uzbeko que mató a ocho personas e hirió a 11 el martes en Manhattan.

El hombre de 29 años compareció el miércoles ante una corte de Nueva York, donde fue acusado de dos cargos federales de terrorismo, que incluyen homicidio y haber provisto de apoyo logístico al autodenominado Estado Islámico (EI).

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption Saipov compareció en la corte en silla de ruedas.

Saipov atropelló con una camioneta pick-up rentada a un grupo de transeúntes en una ruta de bicicletas en el suroeste de Manhattan, cerca de escuelas donde niños celebraban la fiesta de Halloween.

Entre los fallecidos hay cinco argentinos que hacían turismo en la ciudad.

El acusado fue herido en el abdomen por la policía y en el interrogatorio que dio desde el hospital no manifestó arrepentimiento sino que presumió del hecho, según se lee en documentos judiciales difundidos en los medios.

Media playback is unsupported on your device
Un video muestra al atacante de Nueva York cuando es capturado por la policía

Saipov dijo también que había planificado el ataque hace dos meses y que quería desplegar las banderas de EI en la camioneta, pero desistió para no llamar la atención.

Según lo recogido por la fiscalía, Saipov dijo estar inspirado por la propaganda del grupo extremista.

En particular, un material en el que el líder de EI, Abu Bakr al Baghdadi, preguntaba qué estaban haciendo los musulmanes para vengar las muertes en Irak.

Las autoridades encontraron en los celulares del acusado 90 videos propagandísticos de EI con contenido violento y gráfico.

Desde Uzbekistán

Saipov llegó a Estados Unidos en 2010, después de ganar en una lotería que organiza el gobierno una green card, el documento que se expide a los extranjeros con derecho a residencia legal en el país.

El presidente de Uzbekistán, Shavkat Mirziyoyev, ofreció ayuda en la investigación y en su mensaje de condolencias a Donald Trump, aseguró que este "acto despiadado y cruel no tienen ninguna justificación".

"Condenamos rotundamente cualquier forma de extremismo o terrorismo", dijo el líder de Uzbekistán.

Se cree que Saipov, nacido en febrero de 1988, vivió en Ohio, Florida y Nueva Jersey.

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption Una camioneta rentada fue usada en el ataque ocurrido en el Bajo Manhattan, en Nueva York.

"Radicalizado en internet"

Según las primeras investigaciones, Saipov estuvo viviendo las últimas semanas en la localidad de Paterson, Nueva Jersey, donde alquiló la camioneta usada en el ataque en Manhattan.

Una mujer que conoce al atacante, Dilnoza Abdusamatova, dijo a The Washington Post que Saipov se quedó con su familia en Cincinnati durante sus primeras dos semanas en Estados Unidos porque sus padres eran amigos.

Después se mudó a Florida para trabajar.

Mirrakhmat Muminov, un activista y bloguero uzbeko con residencia en Estados Unidos, le dijo a la BBC que Saipov, quien está casado y tiene tres hijos, se convirtió en una persona agresiva después de ser radicalizado en internet tras llegar a Estados Unidos.

Saipov y Muminov se conocieron en Ohio poco después de que el primero llegara a Estados Unidos.

Image caption Un video tomado por un civil captó al presunto agresor cuando escapaba del lugar ataque. Foto: Tawhid Kabir

"No tenía muchos estudios ni conocimiento del Corán antes de llegar a Estados Unidos", le dijo Muminov a la BBC. "Al principio era una persona normal".

Pero Muminov comentó que después Saipov se deprimió, se separó de su comunidad, y su resentimiento y enojo aumentaron al no encontrar trabajo como conductor.

"Por sus puntos de vista radicales, con frecuencia discutía con otros uzbekos y se trasladó a Florida", dijo Muminov. "Desde entonces perdí contacto con él".

Muminov dijo que hay unas 70.000 personas procedentes de Uzbekistán viviendo actualmente en Estados Unidos, y la mayoría vive en la ciudad de Nueva York, aunque también hay poblaciones más pequeñas en Florida, mayoritariamente en Orlando, así como en Chicago y Ohio.

Kobiljon Matkarov, un uzbeko que conoció a Saipov en Florida, dijo a The New York Times que el atacante recientemente estaba trabajando como conductor de Uber en el área de Nueva Jersey.

La compañía de tecnología lo confirmó.

"Era una muy buena persona cuando lo conocí.... Le gustaba Estados Unidos. Parecía muy feliz y todo el tiempo estaba contento y hablaba como si todo estuviera bien. No parecía un terrorista", dijo Matkarov.

En un comunicado, Uber se dijo "horrorizado" por este atentado: "Nuestros corazones están con las víctimas y sus familias. Nos hemos comunicado con las autoridades para brindar nuestra asistencia total".

El ataque

Saipov atropelló a peatones y ciclistas antes de chocar contra un autobús escolar.

Luego descendió del vehículo, portando armas, y tras un intento de huida recibió un disparo en el área del estómago.Fue trasladado a un hospital con "lesiones graves".

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption El sospechoso vivió en un apartamento de la ciudad de Tampa, Florida y en Nueva Jersey.

Según los medios de EE.UU., dentro de la camioneta usada en el ataque fue encontrada una nota manuscrita en la que Saipov declara su lealtad al autodenominado Estado Islámico (EI).

Alrededor de la camioneta se encontraron varios cuchillos.

Sin embargo, hasta ahora ningún grupo se ha reivindicado el ataque y las autoridades creen que se trata de un "atacante solitario".

Las fuerzas del orden afirmaron que carecen de indicios de que haya más amenazas, según señaló el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo.

Aun así, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, hizo una referencia a EI.

"No debemos permitir que Estado Islámico regrese, o entre, a nuestro país después de derrotarlos en Oriente Medio y otros lugares. ¡Suficiente!", escribió en su cuenta de Twitter.

¿Estaba armado?

En un principio se dijo que las armas del agresor eran de imitación, pero la policía luego señaló que en el lugar de los hechos encontraron un arma de paint-ball y otra de perdigones.

Un testigo dijo a la televisora local NY1 que observó al hombre cuando intentaba huir: "Vi que tenía algo en la mano, pero no sabría decir qué era. Pero dicen que era una arma".

"Cuando los policías le dispararon, todo el mundo salió corriendo, se puso un poco loco. Así que cuando volví a mirar, ya estaba en el suelo", relató el testigo.

Tony Vásquez, guardia de seguridad de un banco cercano al lugar de los hechos, le contó a BBC Mundo que salió a ver qué pasaba después de que una cliente le dijera a su manager que había oído disparos.

"Casi inmediatamente se llenó de policías, bloquearon la calle, y fue todo muy loco, pasó muy rápido", señaló Vásquez.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption La mayoría de las víctimas eran ciclistas que transitaban por una ciclovía del suroeste de Manhattan.

Temas relacionados

Contenido relacionado