El fascinante descubrimiento del portaaviones USS Lexington, desaparecido durante la Segunda Guerra Mundial

barco Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption El USS Lexington es considerado un cementerio bélico. (Foto cortesía de Paul G. Allen)

Los restos de un portaaviones estadounidense USS Lexington, hundido durante la Segunda Guerra Mundial, fueron hallados el pasado domingo en la costa australiana.

La nave fue localizada a una profundidad de tres kilómetros en el mar del Coral, a unos 800 kilómetros al este de la costa australiana, tras un trabajo de seis meses.

El barco se había hundido durante la Batalla del Mar del Coral, del 4 al 8 de mayo de 1942, en la que fallecieron más de 200 tripulantes.

La Marina de Estados Unidos confirmó que la embarcación había sido descubierta por un equipo de búsqueda liderado por el cofundador de Microsoft Paul Allen.

Allen es dueño de la compañía Vulcan, que se dedica a la exploración submarina y que ya ha descubierto otras naves hundidas durante la Segunda Guerra Mundial, como el emblemático USS Indianápolis, hallado el año pasado.

Esta vez, se encontraron también 11 de las 35 aeronaves que transportaba el portaaviones, cuyas buenas condiciones sorprendieron a los exploradores.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption El barco fue alcanzado por torpedos y bombas japonesas. (Foto cortesía de Paul G. Allen)

"Como hijo de uno de los supervivientes del USS Lexington, felicito a Paul Allen y a los miembros de la expedición de la nave exploradora Petrel por localizar a la 'Señora Lex'", afirmó este martes el almirante Harry Harris, responsable de la división estadounidense en el Pacífico.

Se considera que la Batalla del Mar de Coral fue un momento clave para frenar el avance japonés sobre el océano Pacífico durante el conflicto.

El USS Lexington se escabulló después de haber sido golpeado por torpedos y bombas niponas durante la batalla.

Más de 2.000 personas pudieron ser rescatadas pero 216 murieron, según la Marina de EE.UU.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Se encontraron 11 de los 35 aviones que cargaba cuando se hundió. (Foto cortesía de Paul G. Allen)

"Lexington se encontraba en nuestra lista de prioridades porque se trata de una de las naves principales perdidas durante la Segunda Guerra Mundial", afirmó el portavoz de Vulcan, Robert Kraft.

Las fotos tomadas por el Petrel muestran la placa y las armas de la embarcación.

El barco no será recuperado porque los estadounidenses lo consideran un cementerio bélico.

Contenido relacionado