Lo que se sabe del poderoso bombardeo sobre Siria en el que murieron 26 personas y cuya autoría no ha sido reivindicada por nadie

Captura de pantalla de un video de la televisión siria que supuestamente muestra una explosión ocurrida durante el ataque. Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Captura de pantalla de un video de la televisión siria que supuestamente muestra una explosión ocurrida durante el ataque.

No se sabe quién es el responsable del ataque pero al menos dos instalaciones militares en Siria fueron el objetivo de un severo bombardeo el domingo por la noche que supuestamente causó decenas de muertos y cuya intensidad incluso generó un pequeño sismo de magnitud 2,6.

Las fuerzas armadas de Siria dijeron que el ataque golpeó infraestructuras en las provincias de Hama y de Alepo pero no informaron nada sobre las posibles víctimas.

Sin embargo, el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (SOHR, por sus siglas en inglés), un grupo de activistas que opera desde Reino Unido, afirmó que 4 ciudadanos sirios y 22 extranjeros, la mayor parte iraníes, perdieron la vida.

El ataque se produjo a la 10:30 de la noche hora local (19:30 GMT), según dijo la agencia oficial de noticias de Siria, Sana, citando a una fuente militar no identificada.

Esa fuente se limitó a informar que las instalaciones estuvieron "expuestas… a una nueva agresión" sin mencionar tampoco los lugares específicos donde ocurrió.

El SOHR señaló queel bombardeo parecía dirigido contra un depósito de misiles tierra - tierra en la base militar de la 47a Brigada, al sur de la ciudad de Hama.

Orient News, una página web favorable a los opositores al gobierno del presidente Bashar al Asad, informó que hubo grandes explosiones en lo que se creen que son depósitos de municiones en la base.

La prensa también ha informado que hubo misiles que golpearon la zona de Salhab, al oeste de la ciudad de Hama, y un área alrededor del aeródromo militar de Nairab, próximo a la ciudad de Alepo y a su aeropuerto internacional.

¿Quiénes son las víctimas?

De acuerdo con el SOHR, la cifra de víctimas mortales podría elevarse dado que unos 60 militares resultaron heridos, algunos de ellos de gravedad, y otros están desaparecidos.

Por su parte, un funcionario de la alianza militar que apoya al gobierno de Al Asad -que incluye a Irán y al grupo libanés Hezbolá- le dijo al diario The New York Times que el ataque sobre la base de la 47a Brigada destruyó 200 misiles y causó la muerte de 16 personas, incluyendo 11 iraníes.

Citando sus propias fuentes, la agencia de noticias semioficial iraní Fars dijo que los misiles golpearon depósitos de armas al sur de Hama y al norte de Alepo, pero negó que entre las víctimas mortales hubiera algún iraní.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption El parlamentario iraní Alaeddin Boroujerdi se reunió con el presidente de Siria, Bashar al Asad, pocas horas después del bombardeo.

Por su parte, Tasnim, otra agencia de noticias de ese país, aseguró que una fuente "informada" había desestimado las informaciones según las cuales habían sido golpeadas instalaciones militares de Irán y habían fallecido ciudadanos de esa nacionalidad.

Pese a ello, Teherán prometió responder al bombardeo.

En un discurso pronunciado este lunes, el líder supremo de Irán, Ayatolá Alí Jameneni, advirtió a Estados Unidos que "la época de los ataques furtivos ya pasó".

"Ahora, si tú golpeas, vas a ser respondido con otro golpe", afirmó.

¿Quién ejecutó el ataque?

Pero si hay dudas sobre la cantidad de víctimas causadas por el bombardeo, mayores aún son las que existen acerca de la fuente del ataque.

Un periódico estatal sirio citó fuentes que afirmaban que los misiles fueron disparados desde bases en el norte de Jordania operadas por Estados Unidos y Reino Unido.

El SOHR, sin embargo, considera que dado el tipo de objetivos golpeados es probable que la acción haya sido ejecutada por Israel.

Derechos de autor de la imagen Twitter/@Dannymakkisyria
Image caption Imagen que supuestamente muestra la explosión ocurrida en la base de la 47ma Brigada en la ciudad de Hama.

El ministro de Inteligencia de Israel, Yisrael Katz, aseguró "no tener conocimiento" de ningún ataque.

"Toda la violencia e inestabilidad en Siria es el resultado de los intentos de Irán de establecer su presencia militar allá. Israel no permitirá la apertura de un frente norte en Siria", indicó a la radio del Ejército israelí.

El gobierno de Israel ha prometido en reiteradas ocasiones que impedirá a Irán reforzar su presencia militar en Siria, donde ha desplegado centenares de soldados para ayudar al presidente Al Asad a mantenerse en el poder, desde el inicio de la guerra civil en 2011.

Miles de milicianos chiitas armados, entrenados y financiados por Irán -la mayor parte de ellos de Hezbolá pero también de Irak, Afganistán y Yemen- se encuentran en el país combatiendo junto a las fuerzas leales al gobierno de Asad.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Contenido relacionado