Los números que muestran el aumento del antisemitismo en Europa

Protesta contra el antisemitismo en París Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Un 95% de los judíos franceses consideran que el antisemitismo es un problema serio.

El antisemitismo está en aumento y los judíos están cada vez más preocupados por la posibilidad de ser agredidos, según un estudio realizado en los 12 países de la Unión Europea con más población judía.

Centenares de judíos encuestados por la Agencia de Derechos Fundamentales de la UE (EU-FRA) dijeron haber sido víctimas de ataques físicos de naturaleza antisemítica durante el último año, y un 28% fue víctima de ataques verbales.

De todos los países analizados, Francia fue identificado como el que enfrenta los mayores problemas de antisemitismo.

Pero también se reportaron incidentes serios en Alemania, Reino Unido, Bélgica, Suecia y Holanda.

Y, en Italia, el mismo día de la presentación del reporte, la policía local informó que estaba investigando el robo de 20 placas conmemorativas del Holocausto.

Las pequeñas placas metálicas -dedicadas a los miembros de una familia judía, De Consiglio- fueron arrancadas de las aceras de Roma durante la noche.

¿Cuáles son los principales hallazgos?

La Agencia de Derechos Fundamentales describe una situación en la que tanto sinagogas como escuelas judías requieren de protección especial; en la que abundan los "comentarios de odio" en internet, en los medios y en la política; y de discriminación en el trabajo y la escuela.

Y el reporte de la agencia europea, que tiene su sede en Viena, sale a luz a penas semanas después de que un pistolero asesinara a 11 personas en una sinagoga de la ciudad estadounidense de Pittsburgh.

El informe es el segundo en seis años.

El reporte dice que el abuso antisemita se ha vuelto tan común que la mayoría de las víctimas ya no se molestan en denunciar los incidentes. Otros hallazgos son:

  • 89% de los 16.395 judíos encuestados consideran que el antisemitismo en internet es un problema en su país
  • 28% dijeron haber experimentado alguna forma de acoso por el hecho de ser judíos en los últimos 12 meses; un 2% fue agredido físicamente
  • 47% se dijeron preocupados por la posibilidad de ser víctimas de insultos o agresiones verbales antisemitas durante los próximos 12 meses; 40% dijeron lo mismo sobre la posibilidad de agresiones físicas
  • 34% han evitado asistir a actividades judías, al menos ocasionalmente, por temores vinculados a su seguridad
  • 38% han considerado la posibilidad de emigrar durante los últimos cinco años, también por temores vinculados a su seguridad

¿Dónde es peor el antisemitismo?

Un escalofriante 95% de los judíos franceses consideran que el antisemitismo es un problema bastante serio o muy serio.

Francia ha sido escenario de varios ataques yihadistas, que incluyen el asesinato de rehenes en un supermercado judío de París.

Y este año Mireille Knoll, una mujer de 85 años que había logrado escapar del Holocausto, fue asesinada en su departamento de París, mientras que un niño de ocho años que llevaba una kipá (el gorro tradicional de los judíos) fue atacado en plena calle por un grupo de adolescentes.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption El asesinato de Mireille Knoll sacudió a la comunidad judía de Francia.

El primer ministro francés, Édouard Philippe, también reportó un aumento de un 69% de los ataques antisemitas en el país, el que con medio millón de judíos es el que más tiene en Europa.

Y para hacerle frente a la situación, anunció la creación de una red nacional de investigadores para combatir los crímenes de odio, así como una fuerza escolar para ayudar a los maestros a combatir el antisemitismo en las aulas de clase.

Más de un 80% de los encuestados también identificaron el antisemitismo como un problema grave en Alemania, Bélgica, Polonia y Suecia.

El mes pasado, la canciller alemana, Angela Merkel, dijo que los alemanes casi se habían acostumbrado a que las instituciones judías requirieran de protección especial por parte de la policía.

En Suecia, por su parte, se ha producido uno de los aumentos más grandes de las percepciones de antisemitismo durante los últimos seis años, junto con Reino Unido y Alemania.

¿Por qué ha aumentado tanto el antisemitismo en Suecia?

"Creo que muchos de los judíos de Suecia están asustados", dice Isak Reichel, el secretario general de la comunidad en Estocolmo.

El año pasado, una campaña de odio neonazi obligó a que la comunidad judía de Umea, un pueblo en el norte del país, cerrara sus puertas.

Luego, en diciembre, tres hombres de origen árabe lanzaron cocteles Molotov contra una sinagoga de Gotemburgo en la que un grupo de jóvenes celebraba una fiesta, poco después de que presidente de EE.UU., Donald Trump, anunciara su reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel.

La población judía de Suecia es de apenas 20.000 y muchos tratan de no hacerse notar.

"Muchos judíos en Suecia no muestran en público que son judíos", dice Reichel. "No caminan con una kipá. Si tienen un collar con una estrella de David, la esconden. Los niños no dicen en la escuela que son judíos", explica.

¿Cuál es la situación en Reino Unido?

La mayoría de los incidentes antisemitas en Reino Unido conllevan comportamiento abusivo y, el año pasado, estos alcanzaron un número récord, según el Community Security Trust, una ONG que trabaja con la policía para proteger a la población judía.

Y, durante el verano, el tema del antisemitismo también estuvo en el centro de la discusión política durante meses, con señalamientos en contra del opositor Partido Laborista y de su líder, Jeremy Corbyn.

El partido estaba dividido en el tema del rol de Israel en la definición de antisemitismo adoptada por la Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto (IHRA) la que finalmente adoptó de forma oficial en septiembre, junto con una declaración protegiendo la libertad de expresión.

Pero, semanas después, la diputada laborista judía Luciana Berger necesitó protección especial de la policía durante la conferencia anual de su partido.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption En marzo, manifestantes protestaron frente al parlamento británico para exigirle al partido Laborista que hiciera más para combatir el antisemitismo.

El debate de los laboristas también tuvo repercusiones para los estudiantes judíos, dijo la presidenta de la Unión de Estudiantes Judíos, Hannah Rose.

"Las principales consecuencias han sido dos", le dijo a la BBC. "La primera es la normalización de la retorica antisemita en la izquierda, la que cada vez es menos cuestionada cuando se produce; la segunda, que los estudiantes no judíos creen que entienden qué es antisemitismo mejor que los propios judíos".

"La gente no parece querer educarse para entender cómo se puede criticar a Israel sin caer en el antisemitismo", lamentó Rose, quien abandonó el partido Laborista en septiembre.

¿Qué recomienda la Unión Europea?

  • La semana pasada el Consejo de la UE aprobó una declaración que llama a que los Estados que todavía no lo han hecho adopten la definición de antisemitismo de la IHRA para emplearla cono guía en sus esfuerzos educativos
  • La Agencia de Derechos Fundamentales de la UE también pidió a los miembros del bloque que "cooperan sistemáticamente" con las comunidades judías para proteger los sitios judíos
  • El reporte de FRA-EU también pide alentar y apoyar a las víctimas para que denuncien los incidentes de discriminación antisemita

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Temas relacionados

Contenido relacionado