Tsunami en Indonesia: las imágenes que muestran la devastación "provocada" por la erupción de un volcán

Gente local portando sus enseres. Derechos de autor de la imagen SEMI/AFP/Getty Images
Image caption Las autoridades han pedido a la población que se mantenga alejada de las costas.

Indonesia volvió a ser víctima de un devastador tsunami que ha dejado cientos de muertos y heridos además de decenas de desaparecidos y numerosos daños materiales.

Las autoridades creen que el causante ha sido la erupción del volcán Anak Krakatoa, que provocó un tsunami con olas que llagaron hasta las costas cercanas al Estrecho de la Sonda, al noroeste de la capital del país, Yakarta.

El volcán Anak Krakatoa se encuentra en medio del océano, entre las islas de Java y Sumatra y que conecta el mar de Java con el Océano Índico.

Casas y coches destrozados por el tsunami en Indonesia. Derechos de autor de la imagen SEMI/AFP/Getty Images
Image caption Las olas han provocado numerosos daños materiales y los escombros impiden el acceso a algunas zonas remotas.

Al contrario que en anteriores ocasiones, esta vez no hubo un terremoto y las autoridades no pudieron emitir una alerta para que la población tomara precauciones. Por eso estiman que las víctimas y los daños pueden ser mayores que en anteriores tsunamis.

Un establecimiento completamente destruido en la playa de Carita, en el noroeste de la isla de Java. Derechos de autor de la imagen SEMI/AFP/Getty Images
Image caption Las autoridades estiman que puede haber miles de viviendas y construcciones afectadas, algunas completamente destruidas.

Todavía se investiga cómo se produjo exactamente el tsunami pero los reportes hablan de dos olas. La segunda de ellas impactó en la costa noreste de la isla de Java y se cree que es la que ha producido más destrozos.

Los expertos en el terreno creen que la causa es un deslizamiento de tierra submarino provocado por una erupción del volcán Anak Krakatoa, según informó el jefe de la Agencia para el Control de Desastres indonesia, Sutopo Purwo Nugroho.

Equipos de rescate atendiendo a heridos. Derechos de autor de la imagen RONALD/AFP/Getty Images
Image caption Los equipos de emergencia tienen dificultades para realizar las labores de rescate por el estado de las carreteras y falta de equipamiento.

El resultado son cientos de muertos y heridos, además de decenas de desaparecidos. El destrozo de carreteras e infraestructura dificulta las labores de rescate de los equipos de emergencia.

Un funcionario local ha dicho que los equipos de emergencia en la provincia de Banten, en Java, que intentan encontrar sobrevivientes todavía no cuentan con el equipo adecuado para realizar las operaciones de rescate.

Destrozos en una carretera en la costa noroeste de Java. Derechos de autor de la imagen RONALD/AFP/Getty Images
Image caption Escombros de edificios dañados en una carretera de Carita, en la costa noroeste de Java.

Las autoridades del país del sureste asiático han pedido a la población que se mantenga alejada de las costas por riesgo a que se produzca otro tsunami.

Equipos de emergencia rescatando heridos. Derechos de autor de la imagen RONALD/AFP/Getty Images
Image caption Las autoridades estiman que el número de muertos y heridos puede ser muy alto porque, al no producirse un terremoto, no tuvieron tiempo para alertar a la población.

"Hay escombros en el suelo; automóviles aplastados, motocicletas aplastadas; estamos viendo edificios derrumbados total o parcialmente; muros que se han plegado unos sobre otros; mucha gente lesionada ", relató a la BBC Kathy Mueller, rescatista de Cruz Roja que está participando en el operativo de emergencia.

Cadáveres de víctimas mortales recuperados en la playa de Carita, en el noroeste dela isla de Java. Derechos de autor de la imagen SEMI/AFP/Getty Images
Image caption Una de las zonas más afectadas a la que las autoridades han podido tenido acceso es en Carita, una playa en la costa noroeste de la isla de Java.

El pasado 28 de septiembre Indonesia sufrió un devastador terremoto, seguido también de un tsunami, que dejó más de 1.300 víctimas mortales en la isla de Célebes.

En 2004, un terremoto en el Océano Índico provocó una sucesión de olas enormes que causó la muerte a 228.000 personas en 14 países, incluyendo Indonesia.

Y en 1883, el volcán Krakatoa registró una de las erupciones más violentas de las que se tenga registro. Hubo tsunamis masivos con olas de hasta 41 metros que mataron a más de 30.000 personas.

.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívala para no perderte nuestro mejor contenido.

Contenido relacionado