Benedicto XVI justifica el uso del condón "en ciertos casos"

Benedicto XVI
Image caption Hasta el momento, el Vaticano prohibía el uso de condón.

Por primera vez un Papa -Benedicto XVI- justifica el uso de condones "en algunos casos", "para reducir el riesgo de infección" de VIH/SIDA, en un libro de entrevistas que se publicará el martes y en el que aparentemente suaviza su postura de línea dura sobre ese tema.

"Por supuesto que [la Iglesia Católica] no lo ve como una solución real y moral", señala el Papa. "En algunos casos, donde la intención es reducir el riesgo de infección, no obstante, puede ser un primer paso en el camino a otra sexualidad, más humana", agrega el líder de los 1.100 millones de católicos del mundo.

Participe: ¿Qué le parece esta rectificación de la Iglesia Católica?

El volumen, titulado "La Luz del Mundo: El Papa, la Iglesia y los signos de los tiempos", resume 20 horas de entrevistas realizadas al Papa por el periodista alemán Peter Seewald. Saldrá a las librerías el 23 de noviembre pero este sábado el diario vaticano L'Osservatore Romano adelanta varias partes.

Hasta ahora, el Vaticano había prohibido el uso de cualquier método anticonceptivo -con excepción de la abstinencia- incluso como una protección contra las enfermedades de transmisión sexual.

Viraje

Las inesperadas declaraciones fueron reproducidas rápidamente con grandes titulares por la prensa italiana ante el aparente viraje doctrinal en un aspecto tan sensible y candente.

El Sumo Pontífice pone como ejemplo de "caso justificado" el de un prostituto que "utiliza un preservativo y éste puede ser el primer paso hacia una moralización, un primer acto de responsabilidad para desarrollar otra vez la conciencia del hecho de que no todo está permitido y que no se puede hacer todo lo que se quiere. Sin embargo, esa no es la manera verdadera para ganarle al VIH. De verdad es necesaria una humanización de la sexualidad".

En el libro, dividido en 18 capítulos y de 284 páginas, el Papa también afirma que el escándalo de clérigos pederastas no lo cogió "del todo" por sorpresa, pero la dimensión que alcanzó fue "un shock enorme".

También, de acuerdo con el adelanto de la entrevista, critica la prohibición que rige en Francia del uso de la burka (velo islámico femenino) en lugares públicos. "Si la usan por su propia voluntad, no veo por qué debería prohibirse", opina en el libro.

Lea también: El Vaticano prepara una circular antipedofilia

Reacciones

Image caption Durante una visita a Camerún en 2009, el Papa afirmó que el uso del condón podría incrementar el problema del VIH/SIDA.

La comentarista de asuntos católicos Austen Ivereigh dijo que aunque esta era la primera vez que en realidad la opinión hecha pública por el Papa está en línea con los que numerosos teólogos católicos han dicho durante los últimos años.

"La actual doctrina de la Iglesia sobre contracepción es anterior al descubrimiento del SIDA", declaró Ivereigh a la BBC.

"La prevalencia de la enfermedad suscitó la cuestión de si los condones deberían ser admitidos para prevenir su transmisión", agregó.

ONUSIDA, la agencia de la ONU que se encarga de coordinar los esfuerzos globales por combatir la enfermedad, dio la bienvenida a las declaraciones del Papa.

"Este es un avance importante", dijo el director ejecutivo de ONUSIDA, Michel Sidibe.

"Es un reconocimiento de que el comportamiento sexual responsable y el uso de condones tienen un papel importante en la prevención del VIH/SIDA".

Durante una visita a Camerún en 2009, el Papa afirmó que el uso del condón podría poner en peligro la salud pública e incrementar el problema del VIH/SIDA, en lugar de ayudar a contener el virus.

Sus declaraciones provocaron las críticas de varios países de la Unión Europea.

Las ONG que operan en África dijeron que los condones son uno de los pocos métodos cuya eficacia para frenar el avance del virus está probada.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.