Holanda vuelve a permitir el tabaco en los bares

Gente fumando en café
Image caption La prohibición ha sido blanco de quejas de propietarios de bares que no tienen empleados.

Holanda se ha convertido en la primera nación europea en dar marcha atrás en su prohibición al tabaco en lugares públicos.

Dos mil bares del país se verán exentos de la regulación introducida en 2008.

La iniciativa, impulsada por la coalición de gobierno de derecha que acaba de asumir el poder, está destinada a impedir que pequeños bares vayan a la bancarrota.

Las autoridades respondieron así a las insistentes quejas de los dueños de los locales que trabajan sin empleados.

Estos empresarios argumentan que la prohibición fue introducida para garantizarle al personal de los bares un ambiente saludable, pero que, debido a que ellos no tienen dependientes, sus pequeños locales deben estar exentos de la medida.

Los grandes no fuman

La prohibición seguirá en pie para los pubs, restaurantes y bares que necesiten una plantilla de personal para atenderlos.

Tan impactante fue la cantidad de locales que cerraban en toda Holanda que el nuevo gobierno de coalición decidió revertir la prohibición para establecimientos pequeños.

La multa para los propietarios que transgredieran la regulación era de 300 euros la primera vez.

De ahora en adelante, cada bar informará a sus parroquianos si se puede fumar o no.

¿Prohibir otra vez?

El corresponsal de la BBC en Amsterdam, Paul Greer, comenta que hay un grupo de presión tratando de que se vuelva a aplicar la prohibición sin excepción alguna.

La organización Clean Air Netherlands ("Aire Puro para Holanda") cuenta con el respaldo de varias asociaciones médicas del país.

La Unión Europea (UE) no tiene una política oficial al respecto y deja que los Estados miembros decidan por su cuenta.

Si bien en 2009 la Comisión Europea -el órgano ejecutivo de la UE- recomendó prohibir el tabaco en lugares públicos para 2012, el pronunciamiento no es vinculante.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.