Turquía cuestiona informe israelí sobre flotilla

Imagen de un soldado israelí descendiendo a un barco
Image caption Las imágenes de la operación israelí provocaron la condena de la comunidad internacional.

Turquía condenó un informe israelí que señala que la armada israelí actuó legalmente durante la intercepción de una flotilla de barcos con ayuda humanitaria que se dirigía hacia Gaza en mayo del año pasado.

El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, dijo que el documento carecía de valor y de credibilidad.

El operativo militar, en el que nueve activistas turcos murieron, fue condenado duramente por la comunidad internacional.

Una investigación de las Naciones Unidas (ONU) señaló que la marina israelí había mostrado un "nivel inaceptable de brutalidad".

El informe de 300 páginas indica que las acciones de los soldados israelíes en el asalto a la flotilla así como el bloqueo naval impuesto por el gobierno israelí a Gaza son legales dentro del marco de la ley internacional.

Lea: Ataque a flotilla: la ONU acusa a Israel de violar el derecho internacional

El panel que llevó a cabo la investigación estuvo encabezado por el magistrado retirado de la Corte Suprema de Justicia de Israel Jacob Turkel e integrado por cinco israelíes y dos observadores internacionales.

Turquía ha acusado en reiteradas oportunidades a Israel de llevar a cabo un asalto ilegal y de usar métodos violentos injustificados.

"Este informe fue preparado sobre la base de órdenes directas", indicó Erdogan. "¿Cómo se le puede atribuir valor o credibilidad a un reporte que fue creado por el país acusado dentro de sus propias fronteras?".

"Piratería"

El 31 de mayo de 2010, la "Flotilla de la Libertad", que tenía más de 600 activistas abordo de varias embarcaciones, buscaba romper el bloqueo israelí en la Franja de Gaza para ingresar ayuda humanitaria destinada a la población palestina.

Israel asegura que sus comandos dispararon sólo después de ser atacados con palos, cuchillos y armas de fuego.

Sin embargo, la versión de quienes iban en la embarcación Mavi Marmara es diferente. Ellos aseguran que los soldados israelíes empezaron a disparar apenas abordaron la nave.

El comité dirigido por Turkel señaló que las acciones de Israel tuvieron "consecuencias lamentables de pérdidas de vidas humanas y de heridas físicas".

"No obstante, las acciones fueron legales de conformidad con el derecho internacional".

El informe hizo algunas críticas a la planificación de la operación: "los soldados fueron puestos en una situación para la cual no estaban completamente preparados ni de la cual tenían conocimiento".

Testimonios

Image caption Netanyahu ha insistido en que la redada se hizo en el marco del derecho internacional.

Los miembros del comité escucharon los testimonios de funcionarios de alta jerarquía del ejército israelí y del Ejecutivo.

Entre las voces escuchadas estuvieron las del primer ministro, Benjamin Netanyahu, el ministro de Defensa, Ehud Barak, y el general en jefe del ejército, Gabi Ashkenazi.

Lea también: Jefe del ejército israelí defiendo asalto a flotilla

Así mismo, se escucharon los testimonios de varios legisladores árabe-israelíes que viajaban en la flotilla.

A ninguno de los agentes militares que participaron directamente en el operativo se les autorizó rendir su testimonio.

En agosto, Netanyahu le señaló al comité que Israel "actuó dentro de los parámetros del derecho internacional".

Añadió que el bloqueo a Gaza es legal y que las tropas israelíes usaron la fuerza cuando se vieron en peligro.

En su propia investigación, Turquía describió el ataque, que se produjo en aguas internacionales, como una violación a las leyes internacionales, "equivalente al bandolerismo y a la piratería" y calificó las muertes producidas en el ataque como "terrorismo patrocinado por el Estado".

"No es un castigo"

Image caption Turquía llevó a cabo su propia investigación, en la que se condena el uso de la fuerza israelí.

Exámenes forenses llevados a cabo por expertos turcos hallaron un total de 30 balas en los cuerpos de nueve activistas. También aseguran que a una víctima se le disparó cuatro veces en la cabeza.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, pidió a ambos países sus informes para complementar una investigación más amplia de ese órgano multilateral, que será presentada en el transcurso de este año.

Tras las críticas que el ataque a la flotilla generó entre los aliados de Israel, el Ejecutivo de ese país flexibilizó el bloqueo al permitir la entrada de alimentos y otros productos básicos.

Israel siempre ha mantenido que las restricciones son necesarias para evitar la entrada de material bélico al territorio palestino, que es gobernado por el movimiento islámico Hamas desde 2007.

Pero el bloqueo -descrito por Amnistía Internacional como "un castigo colectivo" en contra de los 1,4 millones de residentes de la Franja- ha sido condenado por el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, así como por numerosos gobiernos europeos y organismos internacionales.

Sin embargo, según el informe de Turkel, la "imposición y la aplicación del bloqueo en la Franja de Gaza no constituye un 'castigo colectivo' a la población de la Franja de Gaza".

Jon Donnison, corresponsal de la BBC en Jerusalén, explica que el informe, que culminó tras siete meses de investigaciones, pretende -según el gobierno- mejorar la imagen de Israel, cuyas relaciones públicas, no sólo con Ankara sino con otros países, se vieron trastocadas.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.