Tévez: el futbolista millonario que "se niega a jugar"

Carlos Tévez y Roberto Mancini Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Carlos Tévez y su técnico, Roberto Mancini, discutieron en el partido en que el Manchester City perdió contra el Bayern Munich.

El paso de Carlos Tévez por el Manchester City no ha estado exento de controversias y el martes, el delantero sumó una más.

Pero esta tiene un agravante: si su técnico, Roberto Mancini, cumple lo que dijo al final del encuentro ante Bayern Munich, el argentino no hará más parte del club del norte de Inglaterra.

Faltaban 35 minutos para que concluyera el encuentro entre el City y el club alemán por la Liga de Campeones cuando Mancini ordenó que Tévez dejara la banca de suplentes y entrara al terreno de juego como último recurso para evitar una derrota clara 0-2.

Pero, en frente de las cámaras de televisión, Tévez discutió con Mancini y con su auxiliar, David Platt, y se negó a jugar, lo que generó una airada reacción del técnico.

Según el técnico italiano, "si logro mi objetivo, Tévez se irá del club. Él se terminó para mí".

Mancini continuó: "Para mí es una situación mala. En un juego como éste es importante que un jugador ayude al equipo. Esto es increíble".

"Estoy verdaderamente decepcionado porque se trata de Carlos. Ya hablaremos de esto con el presidente en los próximos días".

Y también lanzó una pregunta retórica: "¿Alguien se puede imaginar a un jugador del Bayern Munich, Milan o Manchester United haciendo esto?"

No obstante, el delantero argentino emitió este miércoles un comunicado en el que aclara que no es verdad que se haya negado a jugar en el partido contra el Bayern de Munich.

"Hubo una confusión en la banca", explicó Tévez. "Me gustaría pedir una disculpa a toda la afición del Manchester City, con quienes siempre he tenido una fuerte relación, por cualquier malentendido en Munich".

"Ellos saben que cuando estoy en el campo siempre doy lo mejor por el Club. En Munich, el martes, llegué a calentar y estaba listo para jugar. No es el momento para para entrar en detalles, pero me gustaría dejar claro que nunca me rehusé".

Aunque nunca se ha reconocido oficialemente, se ha especulado con que Tévez devenga entre 220 mil y 250 mil libras a la semana.

Incómodo con el club

Roberto Mancini explicó que hasta este partido, su relación con el argentino había sido buena.

"Esta noche tuvimos un problema. Antes, nunca. Empezamos la temporada muy bien pero no puedo aceptar que un jugador decida no jugar", añadió.

Pero, a diferencia de lo que dice Mancini, los últimos meses de Carlos Tévez en el Manchester City no han sido los mejores y el delantero ha hecho todo lo posible por dejar el club.

Tévez recientemente se refirió a su relación con Mancini como un "lenguaje de amor y de odio y una relación de amor y de odio" y pasó todo el verano europeo esperando ser transferido.

En julio, el argentino, quien firmó con el City por cinco años en 2009, presentó un comunicado en el que indicaba que pretendía dejar Manchester por razones familiares.

Estuvo cerca de llegar a un acuerdo con Corinthians, pero el equipo de Sao Paulo no pudo finalizar la transacción antes de la fecha límite para transferencias, y se habló de un interés del Inter de Milán.

Tévez, finalmente, terminó admitiendo que había perdido las esperanzas.

Como si fuera poco, hace pocas semanas debió entregarle el brazalete de capitán al defensor Vincent Kompany, en la temporada inglesa sólo ha jugado un partido completo y en el partido de apertura de la Champions ante el Napoli apenas entró como sustituto.

Ahora, tras el incidente en el partido de Liga de Campeones, es probable que Tévez logre su objetivo de dejar el club de Manchester.

Contenido relacionado