Fallo de La Haya: Perú "complacido", Chile "discrepa"

Presidente Ollanta Humala de Perú celebra el fallo de La Haya sobre límites marinos con Chile Derechos de autor de la imagen Reuters

Los presidentes de Chile y Perú reaccionaron simultáneamente la tarde del lunes a la decisión de la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ) que redefinió los límites marítimos entre sus dos naciones, y ambos dijeron tener razones para estar satisfechos con lo establecido por los magistrados.

Tras una presentación de cerca de dos horas en La Haya, Holanda, el presidente de la CIJ, Peter Tomka, leyó el fallo que dibuja los nuevos límites en el Océano Pacífico, una zona rica en recursos pesqueros que los peruanos buscaban redefinir con la demanda presentada en 2008.

En su sentencia, la CIJ respetó la línea marítima que defendía Chile hasta las 80 millas marinas, y no hasta las 200 como hasta ahora. A partir de ese punto se definió una línea equidistante que le entrega a Perú soberanía marítima sobre un espacio que por siglos había sido controlado por Chile.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, dijo que el fallo sobre el diferendo marítimo con Perú confirma en lo sustancial lo planteado por su país, pero lamentó la cesión de mar que deberá realizar a la nación vecina.

En un breve discurso desde la Casa de la Moneda, Piñera discrepó de la fijación de la línea equidistante pero consideró que "hoy, la Corte Internacional de Justicia de La Haya ha confirmado en lo sustancial los argumentos de la posición chilena".

Sin embargo, Piñera dijo que cumplirá y exigirá la adopción del fallo, algo que advirtió que será gradual y necesitará coordinación entre el gobierno peruano y el de la presidenta chilena, Michelle Bachelet, quien asumirá el poder en marzo.

Al mismo tiempo que el mandatario chileno se dirigía a su país, el de Perú, Ollanta Humala, expresaba su "complacencia" con la decisión de la Corte, de la que dijo que le otorgaba el 70% de lo que demandaba originalmente.

"El Perú se siente complacido del resultado de esta opción de paz", dijo Humala.

"Se adoptarán de inmediato las acciones y medidas que se requieran para su pronta implementación", acotó.

Lea también: La Haya fija un nuevo límite marítimo entre Chile y Perú

El tema de la pesca

Derechos de autor de la imagen AP
Image caption En Santiago algunos no comparten la idea de Piñera de que la CIJ "ratificó" los principios que presentó Chile.

Antes de las reacciones presidenciales y apenas tras conocerse el fallo, la colaboradora de BBC Mundo en Lima, Verónica Ramírez, destacaba que grupos de personas se empezaron a congregar en la céntrica Plaza de Armas de la capital peruana, para celebrar una decisión que consideraban favorable a su país.

Mientras que desde Santiago, la colaboradora de BBC Mundo Paula Molina, explica que en Chile se enfrentó el fallo con la sensación general de que el país no tenía nada que ganar en el proceso, pues no era la nación que presentaba el reclamo.

En las primeras reacciones, en medios y redes sociales, se valora que los jueces de la Corte hayan mantenido el llamado Hito 1, lo que evitó redefiniciones en tierra, y el paralelo como límite marítimo.

Molina informó que los dirigentes del sector pesquero, reunidos en la ciudad fronteriza de Arica, anunciaron movilizaciones para protestar contra el fallo que le quita a Chile parte de su zona económica exclusiva.

Aunque, en sus primeras impresiones a los medios en Chile, analistas plantearon que el grueso de la pesca en la zona del norte del país –la anchoveta- se realiza en las primeras 12 millas, por lo tanto "no se alteraría nada" la práctica diaria de la actividad.

Pero la Confederación Nacional de Pescadores de Chile declaró que el fallo es adverso para la pesca artesanal, al haber perdido "un tercio de mar"; el mismo que, según los dirigentes, pasa "la corriente de Humboldt, que provee los recursos pesqueros".

Contenido relacionado