En fotos: a 20 años del "Maleconazo" en Cuba

Hace dos décadas los cubanos se lanzaron a la calle a protestar contra el gobierno. Todo culminó cuando Fidel Castro se hizo presente en el sitio. El fotógrafo holandés Karel Poort registró los disturbios con su lente.

"Maleconazo" en la Habana.
Pie de foto,

Hace 20 años, el 5 de agosto de 1994, el litoral habanero fue testigo de una revuelta popular conocida como El Maleconazo. Miles de cubanos salieron a la calle por primera vez desde la revolución, para protestar por la situación que vivía la isla, en medio del llamado período especial. El fotógrafo holandés Karel Poort, de vacaciones en la isla en ese entonces, captó estas imágenes.

Pie de foto,

La situación se había intensificado. Fidel Castro hace una comparecencia en la televisión nacional, en respuesta a una carta de amenaza hecha por el representante diplomático estadounidense en la isla. La respuesta de Castro fue clara: se abrirían las fronteras a todo el que se quisiera ir de la isla.

Pie de foto,

Ese 5 de agosto la "lanchita de Regla" fue secuestrada y salió del puerto habanero hacia Florida cargada de personas. Días antes, el remolcador "13 de Marzo", que también intentaba salir, había sido hundido por las autoridades a siete millas de las costas cubanas con 68 personas a bordo.

Pie de foto,

El alzamiento popular comenzó en la Avenida del Puerto y mucha gente se fue sumando a lo largo del Malecón. Hubo ruptura de vidrieras, actos vandálicos, gritos de consignas antigubernamentales. Por primera vez se escuchaba en las calles: Cuba sí, Castro no. ¡Libertad! ¡Libertad!

Pie de foto,

A las fuerzas policiales se unieron, vestidos de civil, miembros de las brigadas de choque del contingente de la construcción Blas Roca Calderío. Los medios cubanos no reportaron ni tiros ni muertos. Sin embargo, las fotos de Karel Poort muestran armas de fuego.

Pie de foto,

Los cubanos lanzaron palos y piedras contra hoteles como el Douville y tiendas como La Época. La represión policial dejó heridos y presos. Trabajadores miembros del Partido Comunista de Cuba fueron convocados a concentrarse en la zona para aplacar la manifestación.

Pie de foto,

Las protestas terminaron cuando llegó Fidel Castro, (en el centro) a las calles de Galiano y San Lázaro. Las consignas cambiaron y se escuchó "esta calle es de Fidel". En un artículo publicado hace cinco años, el diario oficial Granma se refiere a la histórica fecha como "el día de otra gran batalla ganada por Fidel y su pueblo, sin tiros ni muertos, frente a quienes alentados desde Estados Unidos alteraron de forma violenta el orden público en un sector del malecón habanero y sus inmediaciones".