Lo último sobre Germanwings: "el copiloto destruyó el avión intencionalmente"

Búsqueda del avión de Germanwings Derechos de autor de la imagen AP
Image caption El avión cayó en los Alpes franceses con 150 personas a bordo.

El copiloto del vuelo de Germanwings, que cayó en los Alpes franceses, tomó el control del avión y comenzó el descenso con la intención de destruir la aeronave, indicó el jueves la fiscalía de Francia.

Sólo uno de los dos pilotos del vuelo de Germanwings estaba en la cabina cuando el avión, que volaba de Barcelona a Dusseldorf, se estrelló con 150 personas a bordo, confirmó el principal fiscal a cargo de la investigación, Brice Robin.

En una conferencia de prensa en Marsella, el fiscal citó la información que se desprendió de las grabaciones de la caja negra.

Indicó que el capitán salió de la cabina y no pudo volver a acceder a ella.

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption Los equipos de rescate siguen la labor de recuperación de cuerpos y evidencias del accidente.

El Airbus A320 viajaba de Barcelona a Dusseldorf y se estrelló en los Alpes después de un descenso de ocho minutos.

Lea también: Lo que se sabe de las víctimas del vuelo de Germanwings

Control manual

El fiscal Robin afirmó que el copiloto tomó el control manual de la aeronave y comenzó el descenso que condujo a que el avión se estrellara.

Derechos de autor de la imagen APTN
Image caption El fiscal de Marsella dio a conocer la información el jueves.

"Escuchamos (con las grabaciones de la caja negra) al piloto pedirle al copiloto que tomara el control de la aeronave y al mismo tiempo oímos un sonido de un asiento moviéndose hacia atrás y el sonido de una puerta cerrándose" dijo Robin a los reporteros.

"En ese momento, el copiloto queda él solo con el control del avión. Cuando está solo, el copiloto presiona los botones del sistema de monitoreo de vuelo y pone en acción el descenso de la aeronave".

"Esta acción sobre los controles de altitud sólo pudo ser deliberada".

----------------------------------------------------------------

Lo que reveló la caja negra

  • El copiloto, Andreas Lubitz, estaba solo y consciente en la cabina cuando el avión de Germanwings se estrelló en los Alpes
  • El capitán le pidió a Lubitz que tomara el control del vuelo y salió de la cabina
  • El copiloto no respondió al piloto, que golpeaba la puerta para volver a entrar, ni a las llamadas de los controladores aéreos franceses
  • Lubitz estuvo vivo hasta el final: la caja negra registró su respiración
  • Las víctimas sólo se dieron cuenta al final, sólo se oyen gritos hasta el último minuto

----------------------------------------------------------------

Derechos de autor de la imagen AP
Image caption El avión cayó en los Alpes frances con 150 personas a bordo.

"Hasta último segundo"

Los pasajeros del vuelo de Germanwings, una subsidiaria de Lufthansa, "no estuvieron conscientes de los hechos sino hasta último momento", indicó el funcionario.

Robin aseguró que "se pudo escuchar a pasajeros gritando justo antes de que el avión se estrellara".

Y dijo que las 150 personas a bordo "murieron instantáneamente".

Informó también que el copiloto, a quien nombró como Andreas Lubitz, de 28 años, "estaba vivo", y que "se le puede escuchar respirando" durante todo el descenso de la nave.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Se informó que los familiares de las víctimas ya fueron informadas.

En esos momentos, dijo, "no hubo ningún contacto entre el copiloto y la torre de control de Marsella".

"Los controladores trataron de comunicarse con el avión, pero no hubo ninguna respuesta", agregó.

Subrayó, sin embargo, que hasta ahora "no había ningún indicio de que se tratara de un acto terrorista.

"Silencio absoluto"

Robin señaló que hubo "un silencio absoluto en la cabina" mientras el capitán intentaba reingresar a ella.

El funcionario indicó que estaban trabajando con las autoridades alemanas para obtener más información.

Lea también: Qué tan seguros son los A320, los Airbus más vendidos del mundo

Derechos de autor de la imagen Twitter
Image caption El copiloto fue nombrado como Andreas Lubitz, originario de la ciudad de Montabaur, en el centro-oeste de Alemania.

Asimismo indicó que ya se habían comunicado los últimos hallazgos a los familiares de las víctimas.

"Las familias están en estado de conmoción, tratando de entender lo que ocurrió", aseguró el fiscal de Marsella.

"Ya comenzó la indentificación con ADN de los pasajeros y se están recolectando sus pertenencias para que sean identificadas por los familiares".

Vea: En video: desolación en el pueblo alemán que perdió 16 estudiantes en el accidente aéreo

"Sin palabras"

Lufthansa, la compañía propietaria de Germanwings, arregló dos vuelos especiales para las familias y amigos de las víctimas: uno desde Barcelona y otro desde Dusseldorf, hacia Marsella.

El presidente ejecutivo de la compañía, Carsten Spohr, expresó que los hallazgos revelados por los fiscales franceses lo habían dejado "sin palabras".

En una conferencia de prensa en Colonia, Alemania, dijo: "Este es el evento más terrible que ha sufrido la compañía" indicó.

Cuando se le preguntó sobre el estado mental del copiloto, señaló: "Sólo puedo decirles lo que los fiscales franceses anunciaron hoy. Lo que se sabe es que el copiloto tomó los controles y destruyó el avión".

Agregó que no se tienen indicios sobre los motivos del copiloto.

La segunda caja negra del avión, donde se graban los datos de vuelo, todavía no ha sido localilzada.

------------------------------------------------------------------

Otros incidentes que se cree fueron causados por una acción deliberada del piloto:

29 de noviembre de 2013: Un vuelo entre Mozambique y Angola se estrelló en Namibia. Murieron 33 personas. Las investigaciones iniciales sugirieron que el accidente fue deliberadamente llevado a cabo por el capitán poco después de que el copiloto salió de la cabina.

21 de octubre de 1999: Un Boeing 767 de EgyptAir entró en un descenso rápido 30 minutos después de haber despegado de Nueva York. Murieron 217 personas. Una investigación sugirió que el choque fue causado deliberadamente por el primer oficial (copiloto), pero la evidencia no fue concluyente.

19 de diciembre de 1997: Más de 100 personas murieron cuando un Boeing 737 que viajaba de Indonesia a Singapur se estrelló. Se sospechó que el piloto -que sufría "múltiples dificultades vinculadas al trabajo"- apagó los sistemas de grabación del vuelo e intencionalmente hizo descender a la nave.