Los sobrevivientes de la avalancha en el Everest tras el terremoto de Nepal cuentan su tragedia

Media playback is unsupported on your device

Los sobrevivientes de las avalanchas que el terremoto del sábado en Nepal provocó en los alrededores del campo base del monte Everest han vivido una odisea.

Al menos 22 montañistas murieron y otros 60 resultaron heridos por los aludes.

Y cuando todo parecía poco a poco volver a la calma, las réplicas del terremoto el domingo les hicieron volver a pasar miedo a los que quedan en la zona.

Muchos cuentan que se sienten afortunados de seguir con vida y admiten que les costará regresar a la montaña más alta del mundo.

Lea también: Por qué Nepal es tan vulnerable a los terremotos

Uno de los montañeros cuenta que fue noqueado por un "edificio blanco de 50 pisos".

"Corrí y me tiró. Intenté levantarme y me volvió a tirar. No podía respirar, pensé que estaba muerto", le dijo a la agencia AFP George Foulsham.

"Cuando finalmente me levanté, no podía creer que me había pasado por encima y que estaba casi intacto".

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption El año pasado otra avalancha mató a 16 sherpas.

Los británicos Alex Chappatte y Sam Schneider, de luna de miel, acaban de llegar al Campo 1, con lo que habían completado la primera fase de su escalada al Everest.

"El suelo comenzó a sacudirse violentamente pero antes de que pudiéramos reaccionar, Dan (el líder de la expedición) estaba gritando: 'Métanse en la tienda y tomen los piolets'", escribió Chappatte en su blog.

"Nos sorprendió ver una avalancha viniendo directa hacia nosotros. Una fuerte ráfaga de viento nos derribó pero pudimos levantarnos y correr a un refugio detrás de unas tiendas y anclarnos con nuestros piolets".

Lea también: Los límites que hicieron cambiar la ruta a la cumbre del Everest

Agrega que pudieron sacar sus tiendas de la nieve porque estaban sólo ligeramente cubiertas antes de irse a un lugar más seguro.

Chappatte termina con una nota optimista al describir la "gloriosa luz del sol" y las "increíbles" vistas de la cima en la mañana del domingo.

Derechos de autor de la imagen BBC World Service

"Tenemos comida y los sherpas se están comportando de forma increíble. Estamos bien", escribió.

Monte Everest

4.000

personas han escalado la cima más alta del mundo.

  • 1953 fue el año de la primera ascención: Edmund Hillary y Tenzing Norgay.

  • 658 personas hicieron cumbre en 2013.

  • 200 han muerto tratando de llegar a la cumbre.

AFP

Pero las réplicas que se produjeron a lo largo del domingo volvieron a sembrar miedo y ansiedad en el campo.

Cimber Daniel Mazur tuiteó en ingles lo que podríamos traducir por: "¡Réplica a la 1 p.m.! Horrible aquí en el Campo 1. Avalanchas en tres lados. C1 es una pequeña isla. Nos preocupa el equipo de abajo en la pared de hielo. ¿Están vivos?".

Muchos de los heridos han sido evacuados al Campo Base, pero otros no han tenido tanta suerte.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Dan por terminada la temporada de escaladas al Everest por este año.

La montañista y cardióloga Ellen Gallant le relató a la AFP cómo ha trabajado para salvar a los heridos en las avalanchas pero un joven nepalí murió frente a ella.

"De nueve pacientes, uno murió anoche, un sherpa de 25 años. Su presión sanguínea había caído, no podíamos hacer nada", lamentó.

"Cuando vas a la facultad de medicina, aprendes a enfocarte en la tarea que tienes delante. Pero ahora que las cosas se han calmado, me ha golpeado duro. Ese joven… no tenía que haber muerto".

Lea también: El drama humano que deja el terremoto en Nepal

Las avalanchas han dejado algunos de los sobrevivientes preguntándose por el futuro de la ascensión.

Justo hace un año, la que había sido considerada peor avalancha de la historia mató a 16 sherpas.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Algunos heridos han sido evacuados en helicóptero.

El cocinero nepalí Kanchaman Tamang dijo que le había insistido a su familia que el Campo Base era un lugar seguro.

"La temporada terminó, la ruta quedó destruida, las escaleras en el hielo están rotas", le dijo a la AFP.

"No creo que regrese el próximo año. Esta montaña significa demasiado dolor".

Foulsham también teme que su sueño de hacer cumbre en el Everest sea ya algo imposible.

"Ahorré durante años para subir el Everest (pero) parece que la montaña está diciendo que no está hecha para ser escalada por ahora", dice.

"Es demasiada coincidencia ver esto pasar dos años seguidos".

Contenido relacionado