Mueren dos jóvenes tras masiva marcha estudiantil en Chile

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption La multitudinaria marcha tomó la principal avenida de Santiago.

Dos jóvenes chilenos murieron baleados tras una discusión al terminar la multitudinaria marcha estudiantil de protesta contra la reforma educativa de la presidenta, Michelle Bachelet.

La policía informó que los jóvenes, de 18 y 25 años, fueron baleados tras ser sorprendidos haciendo una pintada en la pared de una casa.

Según los testigos, el dueño de la casa sorprendió a los jóvenes e inició una discusión en la que luego intervino su hijo quien sacó un arma y disparó a los estudiantes.

El ministro del Interior, Jorge Burgos, lamentó y condenó el fallecimiento de los jóvenes, al tiempo que insistió en que el responsable no tiene relación con la policía.

"El gobierno no tolerará acciones de esta naturaleza que son un riesgo para la vida y a la vez garantiza el libre ejercicio de marchas convocadas por la ciudadanía".

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption La manifestación terminó con incidentes aislados.

El incidente se produjo después de la multitudinaria marcha de estudiantes y profesores chilenos por las calles de Valparaíso para exigir cambios en la reforma educativa que impulsa el gobierno de Bachelet.

La manifestación copó la Alameda, la principal avenida de la ciudad, con banderas y pancartas con lemas contra la reforma.

Al finalizar la protesta se registaron incidentes entre grupos de manifestantes y la policía.

Lea también: ¿Por qué no mejora la educación en América Latina?

Los estudiantes acusan al gobierno de no haber escuchado sus exigencias, mientras los profesores rechazan el proyecto de carrera docente de Bachelet.

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption Un hombre mató a dos estudiantes tras una discusión.

La reforma educativa, centrada en mejorar la calidad de la enseñanza, eliminar la selección de alumnos y garantizar la gratuidad, es una de las principales promesas de campaña de la presidenta.

De las medidas propuestas, ya han salido adelante la de poner fin al lucro, selección y copago en los establecimientos que reciben subvenciones del Estado.

Las más controvertidas siguen pendientes, entre ellas devolver los colegios públicos al Estado (ahora están en manos municipales) y un sistema de gratuidad progresiva en la Universidad.

Bachelet enfrenta la protesta en un momento muy delicado marcado por su baja popularidad y tras realizar un profundo cambio de gobierno en medio de escándalos de corrupción.

Lea también: Cómo llegó Bachelet a tener que sacar a todos sus ministros

Contenido relacionado