Las perturbadoras imágenes que muestran el efecto de los humanos en la Tierra

Con decenas de imágenes tan bellas como perturbadoras, tomadas en distintas partes del globo y por diferentes fotógrafos, el libro "Overdevelopment, Overpopulation, Overshoot" busca plasmar el devastador impacto del aumento de la población en nuestro planeta.

Derechos de autor de la imagen Ashley Cooper

Los fiordos occidentales de Svalbard, en Noruega, que solían mantenerse cubiertos de hielo en invierno, permanecen ahora completamente descubiertos. En la foto, tomada por Ashley Cooper, vemos a un oso que colapsó cuando se dirigía al norte en busca de una superficie de hielo sobre la cual cazar.

Derechos de autor de la imagen Cotton Coulson Keenpress

El libro es parte de la campaña Global Population Speak, una ONG que se propone crear conciencia sobre los problemas que acarrea la superpoblación y el consumo desmesurado.

La imagen, también tomada en Svalbard, muestra el progresivo derretimiento de los glaciares. Foto: Cotton Coulson/Keenpress.

Vea también: retratos de glaciares que se desvanecen

Derechos de autor de la imagen Zak Noyle.

"Agua y aire, los dos fluidos esenciales de los que depende la vida, se han vuelto botes de basura globales", dice el texto de Jacques-Yves Cousteau que acompaña la fotografía.

En ella vemos al indonesio Dede Surinaya surfeando una ola en un remota pero contaminada bahía en Java, Indonesia. Foto: Zak Noyle.

Lea: El joven holandés que está obsesionado con sacar el plástico del mar

Derechos de autor de la imagen Google Earth 2014 Digital Globe

"Nuestro equipo pasó horas –de hecho, meses- eligiendo entre una multitud de fotografías, buscando las imágenes más convincentes y con más resonancia emocional", le dijo a BBC Mundo Joseph Bish, de Global Population Speak Out.

La imagen corresponde a la mina Mir en Rusia, la mayor mina de diamantes del mundo. Foto: Google Earth/ 2014 Digital Globe.

Derechos de autor de la imagen Lu Guang

Un pastor en el Río Amarillo, en la región china de Mongolia se protege del olor putrefacto de las aguas. Foto: Lu Guang.

Derechos de autor de la imagen Chris Jordan

Según Bish, la idea del libro y de la campaña es -más allá de las estadísticas y las cifras de pérdida de biodiversidad, emisiones de carbono y demás- apelar al corazón de los lectores.

"Después de todo, sabemos que la mayoría de la gente toma decisiones no basándose en hechos racionales sino en sus emociones".

En la foto, tomada por Chris Jordan, vemos un albatros en el Atolón de Midway, en el Pacífico Norte, que murió por haber ingerido fragmentos de plástico de la playa.

Derechos de autor de la imagen Peter Essick

Desechos de computadoras y otros objetos electrónicos obsoletos se envían muchas veces a países en desarrollo. Esta foto fue tomada en Accra, Ghana, por Peter Essick.

Lea: ¿Cuáles son los países de América Latina que más basura electrónica producen?

Derechos de autor de la imagen Daniel Beltra

En la foto de Daniel Beltra se ve cómo el ganado pastorea en medio de la quema de árboles en la Amazonía brasileña.

Derechos de autor de la imagen Daniel Beltra

Esta imagen del mismo fotógrafo nos presenta una vista aérea tras el derrame de crudo de la plataforma petrolera Deepwater Horizon en 2010, en el Golfo de México. Foto: Daniel Beltra.

Lea: Los pleitos multimillonarios de BP a cinco años del desastre en el Golfo de México

Derechos de autor de la imagen Daniel Dancer

Estos antiguos árboles del Bosque Nacional Willamette, en Oregón, Estados Unidos, fueron talados para ampliar una reserva de agua. Foto: Daniel Dancer.

Según Bish, la reacción del público a la campaña ha sido muy positiva.

"Una mujer nos escribió recientemente y nos dijo: 'Miré sólo unas cuantas fotografías antes de empezar a llorar desconsoladamente. Apenas puedo visitar su sitio, es muy doloroso. Comienzo a llorar otra vez. No les estoy sugiriendo que cambien nada. Sólo les cuento mi experiencia. Gracias por su trabajo. No debe ser fácil'".