Estados Unidos: el escándalo sexual de los Duggar, la familia ultraconservadora con 19 hijos

Duggars, escandalo, sexual Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Los Duggar se presentan como una familia de firmes convicciones y valores puritanos, que deja el primer beso para el día de la boda.

Una familia tan estricta que tiene normas para las primeras citas de sus hijas y que espera al matrimonio para dar y recibir el primer beso ha sido duramente golpeada por un escándalo sexual de uno de sus hijos varones.

Los Duggar son los protagonistas de la serie "19 hijos y contando", un programa de telerrealidad en la cadena estadounidense TLC que fue suspendido hace unos días.

La familia se ha visto afectada por las acusaciones de que el hijo mayor, Josh, de 27 años, casado y padre de tres hijos –el cuarto está en camino– supuestamente se propasó con al menos cinco menores cuando era adolescente.

La castidad y pureza que defienden en su espacio televisivo quedó en entredicho tras salir a la luz una demanda de 2006 revelada por la revista In Touch, que fue publicada íntegramente en su página la semana pasada.

Lea también: Escándalo sexual obliga a cancelar telerrealidad de familia ultraconservadora cristiana en EE.UU.

El primer incidente se remonta a 2002, cuando el mayor de los Duggar tenía 14 años.

Los documentos indican que Josh hizo tocamientos a algunas de las menores -que no son identificadas- cuando dormían.

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption Josh emitió un comunicado en el que lamenta su comportamiendo "inexcusable" siendo adolescente.

Jim Bob, patriarca de la familia, indica en la declaración policial que su hijo fue enviado a un programa cristiano para recibir "tratamiento".

Sin aludir directamente a los hechos, Josh pidió perdón por su conducta en un comunicado.

"Hace 12 años, cuando era un joven adolescente, actué inexcusablemente por lo cual estoy muy arrepentido y lo lamento profundamente. Hice daño a otros, incluyendo a mi familia y amigos cercanos", indicó.

"Hablamos con las autoridades a las que confesé mi ofensa y mis padres tomaron acciones para que yo y los afectados por mis acciones recibieran asesoramiento. Entendí que si seguía por ese camino equivocado iba a terminar arruinando mi vida", agregó.

Josh nunca enfrentó cargos por el presunto delito, que según las autoridades ya prescribió, pero el caso ya ha tenido sus primeras consecuencias.

Tormenta mediática

Las revelaciones han desatado una tormenta mediática que llevó a los Duggar a enviar un comunicado en el que reconocieron que su hijo actuó de forma "inexcusable".

Josh renunció a su puesto como director ejecutivo de la fundación cristiana Family Research Council, que promueve valores conservadores y hace campaña en contra del aborto y el matrimonio homosexual.

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption "Hace 12 años nuestra familia pasó por uno de los momentos más difíciles de nuestra vida", reconocieron Jim Bob y Michelle Duggar, los padres del clan.

Y la cadena de televisión TLC, donde se emitía el popular programa en EE.UU., anunció su retirada "inmediata".

"Estamos profundamente entristecidos y consternados por esta situación dolorosa, y nuestras oraciones y pensamientos están con la familia y las víctimas en estos momentos difíciles", indicó en un mensaje en su página de Facebook.

No obstante, todavía no está claro qué va a pasar con el programa que está en su décima temporada y tiene miles de seguidores.

Consultada por BBC Mundo sobre el futuro de la saga, la cadena se ciñó a la declaración emitida sin agregar más detalles.

¿Quiénes son?

Los cabezas de familia de los Duggar son Jim Bob, de 49 años, y Michelle, de 48.

Viven en una pequeña localidad de Arkansas, Tontitown, con poco más de 2.400 habitantes.

Jim Bob fue legislador en la Cámara de Representantes del estado de Arkansas entre 1999 y 2002, pero perdió en sus aspiraciones de convertirse en candidato republicano para el Senado federal.

Los Duggar educan a sus hijos en casa, Biblia en mano. Entre sus valores está la modestia, reflejada en su vestimenta.

Las chicas no llevan pantalones y no les está permitido salir con chicos, a no ser que sea con un chaperón, nada de agarrar la mano y los abrazos frente a frente sino de forma lateral.

Y el momento del primer beso se espera que llegue el día de la boda.

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Los niños son educados en casa. Los jóvenes que quieren cortejar a cualquiera de las Duggar tienen que contar con la aprobación del patriarca.

Se ha vinculado a los Duggar con el movimiento "Quiverfull", que insta a sus seguidores a tener tantos hijos como lleguen sin aplicar medios anticonceptivos.

Pero esto no siempre fue así. Cuando se casaron en 1984, aseguran, recurrieron a las pildoras anticonceptivas para esperar al momento oportuno para tener hijos.

Cuatro años más tarde tuvieron su primer hijo. Pero su vida cambió después de que Michelle sufriera un aborto y consultaran con médicos católicos.

"Pedimos a Dios que nos perdonara", ha contado Jim Bob en el pasado. Y aceptaron la idea de tener tantos niños como vinieran.

Hasta la fecha van 19, 10 varones y 9 mujeres, y de ellos, un par de gemelos. Todos sus nombres empiezan por la letra "J".

Su programa tiene espectadores fieles y el episodio especial de dos horas de la boda de Jill Duggar con Derick Dillard en octubre de 2014 tuvo 4,41 millones de espectadores.

Apoyo a Josh

Josh recibió el apoyo de sus padres, su esposa y algunos amigos de la familia.

"Hace 12 años nuestra familia pasó por uno de los momentos más difíciles de nuestra vida. Cuando Josh era un joven adolescente, cometió algunos errores y nos quedamos impresionados", indicaron Jim Bob y Michele Duggar en un comunicado.

"Aquella época oscura y difícil nos llevó a buscar a Dios como nunca antes", agregaron.

Su esposa Anna también respaldó a su esposo y reveló que antes de su matrimonio Josh "compartió sus errores del pasado cuando era adolescente".

"Me sorprendió su franqueza y humildad", dijo.

En un comunicado aseguró que el "asesoramiento que recibió cambió su vida y (Josh) continuó haciendo lo que se le enseñó".

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption La familia Duggar hizo campaña por Rick Santorum, uno de los aspirantes a la candidatura republican a la Casa Blanca, en 2012.

Los Duggar, habituales en foros conservadores, han recibido el apoyo de sus seguidores y también de algunas destacadas figuras como el aspirante a la candidadura republicana para las elecciones de 2016, Mike Huckabee.

"Las acciones de Josh cuando era menor, como él mismo dijo, son 'inexcusables', pero eso no significa 'imperdonables'", escribió Huckabee en su página de Facebook.

Huckabee aseguró que los Duggar fueron "honestos y abiertos" con las víctimas y las autoridades.

"No hay ningún motivo en absoluto ahora para tratar de desacreditar a Josh o a su familia".

Por el contrario, sus detractores abrieron peticiones en la plataforma de internet change.org para que dejen de emitir el programa definitivamente y cuatro marcas decidieron retirar su publicidad del reality.

La telerrealidad

Los programas de telerrealidad son habituales en las parrillas de televisión estadounidenses.

Derechos de autor de la imagen Discovery
Image caption La pequeña reina de la belleza también salió de la pantalla por un escándalo relacionado con su madre.

Los telespectadores pueden seguir la cotidianeidad o excentricidades de familias como las Kardashian, las reinas del papel couché; o el clan de los Robertson, los protagonistas de "Duck Dynasty", una familia que vive del negocio de la caza.

Pero a veces la realidad se convierte en demasiado auténtica.

El pasado octubre, TLC canceló otro programa de telerrealidad sobre una niña que participa en concursos de belleza infantil y su familia tras salir a su madre supuestamente salía con un hombre que pasó varios años en prisión por abuso de menores.

Lea también: EE.UU.: cancelan programa de la niña Honey Boo Boo en medio de controversia

Contenido relacionado