Argentina: las Abuelas de la Plaza de Mayo encuentran al nieto desaparecido 117

Estela de Carlotto Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption De acuerdo con Estela de Carlotto, este es el niño número 117 en ser encontrado.

Otro de los menores secuestrados por el gobierno militar de Argentina (1976-1983) fue identificado.

La organización Abuelas de la Plaza de Mayo informó que pruebas de ADN habían confirmado que una mujer, ahora en sus treintas, era la hija de activistas comunistas capturados en 1977.

Su madre dio a luz en prisión, pero ni ella ni el padre de la bebé fueron vueltos a ver con vida.

La organización indicó que hay más de 300 personas que fueron secuestradas en su infancia y están por ser ubicadas.

Lea también: El encuentro entre Ignacio y Estela de Carlotto: "La verdad no es buena ni mala. Es la verdad. Y hay que saberla"

Plan sistemático

Grupos de derechos humanos sostienen que los secuestros de niños formaban parte de un plan gubernamental ejecutado de forma sistemática.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption De Carlotto estima que hay más de 300 nietos que aún quedan por recuperar. En esta foto se le ve junto a su nieto, Guido.

El plan era ubicar a los hijos de personas que el gobierno consideraba como subversivas con familias de agentes del ejército y sus aliados para evitar criar otra generación de lo que los gobernantes militares consideraban eran radicales de izquierda.

La mujer encontrada es la hija de Walter Domínguez y Gladys Castro, quienes vivieron en la norteña ciudad de Mendoza y quienes pertenecían al partido Comunista Marxista Leninista de Argentina.

Domínguez y Castro fueron arrestados en su casa por la policía, informaron los vecinos.

Castro tenía seis meses de embarazo cuando fue detenida y dio a luz en 1978.

Los logros

Las Abuelas de la Plaza de Mayo es una organización que fue fundada en 1977 con el objetivo de encontrar a los niños robados y adoptados ilegalmente durante el gobierno militar.

Lee también: "Cómo cambió mi vida saber que soy nieto recuperado"

Y con el transcurso de los años y muchas movilizaciones y luchas, se han visto los frutos.

En 2014, el nieto de Estela de Carlotto, la presidenta de la organización, apareció tras más de 30 años de búsqueda.

Derechos de autor de la imagen Abuelas de Plaza de Mayo
Image caption Laura y Walmir eran militantes de izquierda durante los años que siguieron al golpe de Estado.

Muchos lo interpretaron como un premio de la vida a la lucha incansable de esta mujer que marchó por casi 40 años tratando de encontrar a su nieto y a tantos otros bebés sustraídos por el gobierno militar.

Guido, el nieto de Carlotto, es el número 114 y fue él, por iniciativa propia quien se acercó a realizar las pruebas para saber su identidad.

La hija de Domínguez y Castro, por su parte, es la nieta número 117.

Contenido relacionado