Cuba y México firman un acuerdo migratorio para combatir la trata de personas

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Es la primera visita de Estado de un líder cubano a México desde 1960.

En el marco de la visita oficial del líder cubano Raúl Castro a México, éste y el presidente mexicano Enrique Peña Nieto firmaron este viernes un acuerdo migratorio.

Y lo hicieron en un momento en el que decenas de cubanos se agolpan en la frontera sur de México, parada indispensable en su viaje con destino a Estados Unidos.

Aunque no se han dado mayores detalles sobre la resolución adoptada por ambos mandatarios, Peña Nieto aseguró que la finalidad del nuevo acuerdo es garantizar el flujo "legal, seguro y ordenado" entre sus países y evitar la trata de personas.

Éste actualiza un memorando bilateral de 2008 sobre la materia, en el que ambos países se comprometían ya a "fortalecer los mecanismos que permitan prevenir y combatir la migración ilegal, el tráfico ilícito de personas y la trata, así como todos los delitos asociados a estos ilícitos (...)".

Y también "a establecer el intercambio de información y cooperación en la esfera migratoria, entre otros aspectos".

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Raúl Castro (izquierda) estableció con Enrique Peña Nieto (derecha) la hoja de ruta para los próximos años.

Así, según este convenio México debía deportar a los migrantes cubados indocumentados.

Sin embargo, la administración de Peña Nieto no aplica esta medida.

Antes bien, en un trámite de pocas horas en Tapachula, en la frontera sur de México, les da un salvoconducto de 20 días que les permite coronar su viaje al norte.

Por el momento no se sabe si el nuevo acuerdo cambiará esto significativamente.

Temor al fin de los beneficios

En los últimos tiempos, sin embargo, el número de cubanos solicitantes de ese salvoconducto ha aumentado notablemente.

Solo el lunes medio millar colapsaban la frontera de Tapachula, informaban los medios locales.

Y en el último mes pasaron por ese punto mas de 2.000 cubanos, de acuerdo al Instituto Nacional de Migración (INM).

Derechos de autor de la imagen AP
Image caption La mayoría de cubanos llegan a México por tierra, pero también por mar.

El comisionado de esta entidad, Ardelio Vargas, dijo recientemente a la agencia de noticias Reuters que en los primeros 10 meses de este año 9.149 cubanos entraron al país por la frontera entre México y Guatemala.

Y añadió que en todo 2014 habían accedido al país 1.871 cubanos.

Lee: Por qué decidí no irme de Cuba

La mayoría llegan de Ecuador a la frontera sur de México, pero también lo hacen por mar a Yucatán, ya que la península está a unos 400 kilómetros de la isla.

El considerable aumento se debe al miedo a que Washington, tras el deshielo de relaciones con la isla y por la presión de los republicanos, ponga fin a las leyes que favorecen la acogida de cubanos y los beneficios a los que estos tienen acceso.

Entre las ventajas que EE.UU. otorga desde la Guerra Fría a quienes escapaban del comunismo en la isla está inmediato acceso a la residencia temporal y derecho a trabajar, cupones de comida y cobertura médica limitada.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Desde la Guerra Fría EE.UU. otorga varios beneficios a quienes escapaban del comunismo en Cuba.

Según la Ley de Ajuste, los cubanos tienen derecho a ser residentes en EE.UU. tras haber permanecido en el país por un año y un día.

Y desde 1994 el gobierno estadounidense implementa la política conocida como pies mojados-pies secos, que otorga el estatus de residentes a aquellos cubanos que logran llegar a tierra firme sin ser interceptados por la guardia costera en el mar.

Lee también: ¿Se acabaron los privilegios de los cubanos que llegan a EE.UU.?

Pero ahora, con el proceso de normalización de relaciones entre ambos países, se han extendido los rumores de una supuesta fecha límite.

Otros acuerdos

En la primera visita de Estado de un líder cubano a México desde 1960, Raúl Castro dejó atrás el enfriamiento de relaciones durante los gobiernos panistas de Vicente Fox y Felipe Calderón (2000-2012), y estableció con Peña Nieto la hoja de ruta para los próximos años.

"Que viva siempre la indestructible hermandad entre los pueblos de Cuba y México", dijo Castro el viernes durante un mensaje a los medios, al término de la reunión privada.

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption "Que viva siempre la indestructible hermandad entre los pueblos de Cuba y México", dijo Castro (izquierda, estrechando la mano a Peña Nieto) durante un mensaje a los medios.

"No olvidaremos nunca que México fue el único país latinoamericano que no rompió relaciones con Cuba, cuando todos los demás lo hicieron", durante la década de 1960, recordó Castro.

"Queremos ser un aliado en este momento de cambio y apertura", subrayó por su parte el presidente de México.

Así, además del convenio migratorio, los mandatarios acordaron cooperación en materia turística, de pesca y acuicultura, educación básica y colaboración académica y diplomática.

Y fue la mejora del intercambio comercial el otro tema que pesó en la agenda.

Asimismo, Castro volvió a hablar de su retiro.

"No voy a llegar a tatarabuelo... porque se van a aburrir los cubanos de mí", señaló.

Y añadió: "El 24 de febrero de 2018 concluyó y me retiraré".