Francia: el gobierno no cede ante las protestas

El primer ministro francés, François Fillon, descartó el domingo renunciar al retraso de la edad de jubilación, motivo que alimenta las protestas de los sindicatos que están afectando al país en los últimos días.

En una entrevista en la televisión TF1 en horario de máxima audiencia, el jefe del Gobierno señaló que la reforma "seguirá adelante" y que será votada por los senadores, algo que está previsto el próximo miércoles.

El día antes, el país vivirá la décima jornada de movilización contra la medida y afrontará las huelgas indefinidas convocados en algunos sectores estratégicos, como los ferrocarriles y las refinerías.

Minutos antes de las declaraciones de Fillon, el ministro del Interior, Brice Hortefeux, había advertido que se utilizará la fuerza si fuera necesario para desbloquear las refinerías, paralizadas desde hace varios días, lo que provoca problemas de abastecimiento.