Reino Unido recorta el presupuesto de defensa

El primer ministro británico, David Cameron, anunció este martes una reducción de un 8% en el presupuesto de las fuerzas armadas, en el marco de la revisión de los gastos en los departamentos de defensa y seguridad.

Cameron negó que se trataba simplemente de un "ejercicio de ahorro de costos" y aseguró que no habrá recortes en el apoyo que reciben las tropas en Afganistán.

También se conoció que el buque insignia de la Armada Real, el Ark Royal, será eliminado y que la prevista sustitución del sistema disuasivo nuclear Trident será retrasada por varios años.

El programa de construcción de aviones de reconocimiento Nimrod MRA4 será desechado, y el Ministerio de Defensa perderá 25.000 funcionarios civiles en los próximos cinco años.

Estas medidas forman parte de los esfuerzos para hacer frente al déficit de las cuentas públicas en Reino Unido.

Estados Unidos ha expresado su preocupación por el posible impacto que podrían tener los recortes británicos en el área de defensa.