El más joven de los reclusos de Guantánamo se declara culpable

El más joven de los reclusos del campamento de Guantánamo se declaró culpable de la muerte de un soldado estadounidense en un incidente ocurrido hace ya ocho años.

Para ese entonces Omar Khadr, de nacionalidad canadiense, tenía 15 años y era por lo tanto un menor de edad.

Durante una comparecencia ante un tribunal militar, que deberá emitir una sentencia en los próximos días, Khadr también admitió haber plantado bombas de carretera y haber recibido armas y entrenamiento por parte de al-Qaeda.

Según el juez a cargo del proceso, Khadr cumpliría la mayor parte de cualquier sentencia en una cárcel de Canadá.