El presunto etarra Arturo Cubillas declaró hoy en la Fiscalía venezolana

Arturo Cubillas, acusado por España de colaborar con ETA y las FARC, declaró hoy como testigo ante el fiscal venezolano que investiga la causa abierta el mes pasado a petición suya.

Cubillas, contra quien un juez español dictó orden de captura en marzo pasado, entró y salió de la sede de la Fiscalía sin que le pudieran ver los periodistas que se encontraban apostados en las puerta del edificio.

Decenas de personas acudieron a la sede de la Fiscalía para expresar su solidaridad con Cubillas, portando banderas de ETA y entonando cantos de "No a la extradición". También acudió la esposa del presunto etarra deportado a Venezuela en 1989, Goizeder Odriozola, periodista venezolana de origen vasco que trabaja en el despacho de la Vicepresidencia venezolana.

Según medios venezolanos, la comparecencia duró hora y media. Aún no se conocen detalles de las declaraciones.

Las autoridades españolas solicitaron su extradición la semana pasada. Cubillas, mientras tanto -quien al igual que su esposa tiene un cargo en el gobierno venezolano- insiste en que es inocente.