Siria, sumida "en un horror sin precedentes"

El conflicto en Siria ha alcanzado "un nivel de horror sin precedentes", según el enviado de paz de Naciones Unidas y la Liga Árabe, Lakhdar Brahimi.

Brahimi dijo ante el Consejo de Seguridad de la ONU que el país está siendo destruido "pedazo a pedazo", con graves consecuencias para toda la región.

El enviado habló ante el máximo órgano de seguridad del organismo horas después de que se conociera una masacre en la ciudad de Aleppo, en el norte del país.

Al menos 71 cuerpos fueron hallados junto a un río en el barrio de Bustan al-Qasr district, según activistas de la oposición.

La mayoría tenían sus manos atadas y habían recibido disparos en la cabeza.

Según la ONU, el conflicto ha dejado ya más de 60.000 muertos.

La corresponsal de la BBC en la ONU, Barbara Plett, dijo que Brahini expuso un análisis muy crudo de la situación, reflejo de su frustración por el bloqueo en las negociaciones sobre Siria en el Consejo de Seguridad.

El conflicto en Siria, en profundidad