El escándalo de la carne de caballo se extiende en Europa

Lasaña congelada de Findus
Image caption Seis cadenas de supermercados franceses retiraron los paquetes de carne de res congelada de Findus y Comigel.

Los ministerios de Consumo, Agricultura y Alimentación de Francia convocaron a representantes de la industria cárnica de su país en medio del escándalo por la carne de caballo encontrada en comidas preparadas.

Seis cadenas de supermercados franceses retiraron los paquetes de carne de res congelada de Findus y Comigel después de que se conociera que algunas comidas que supuestamente tenían ese producto en realidad contenían carne de caballo.

El ministro de Alimentación francés, Guillaume Garot, dijo que se aseguraría de que todos los productos sobre los que hubiera dudas serían retirados.

El escándalo también tuvo un impacto en los distribuidores del Reino Unido, Suecia, Irlanda y Rumanía.

Rumanía está investigando si uno de sus mataderos es el responsable.

Lea también: Conmoción (y humor) en Reino Unido por carne de caballo en hamburguesas