¿Siguen los Emiratos Árabes Unidos siendo un paraíso para los trabajadores expatriados?

Burj Khalifa Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption El Burj Khalifa, que sobresale en el horizonte es un rascacielos ubicado en Dubái. Tiene 828 metros de altura y 163 pisos.

Alison Simmonds regresó a Reino Unido en marzo después de pasar dos años en los Emiratos Árabes Unidos.

Esta consultora de comunicaciones, que había viajado a la región por motivos de trabajo, decidió mudarse permanentemente a Dubái en enero de 2016 en busca de algo de sol y una vida social más activa.

Pero pese a contar con "una red personal y profesional significativa", le llevó más de 12 meses encontrar un trabajo adecuado. E incluso cuando lo encontró, era solo un contrato de un año.

Su salario era más alto que en Reino Unido porque no tenía que pagar impuestos, pero tener un contrato a corto plazo tenía varias desventajas y le daba una seguridad limitada.

Se veía obligada a pagar mensualmente por su automóvil y su casa, lo que tenía un costo más alto que un contrato anual.

Ocho semanas antes de que terminara su contrato, Simmonds, de 45 años, comenzó a buscar un nuevo trabajo. "Simplemente no había nada con un salario aceptable, así que volví a casa", explica.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Los Emiratos Árabes Unidos es una federación compuesta de 7 emiratos.

"Me gustaría volver en algún momento a los Emiratos, pero ahora no parece el momento adecuado", dice.

"Muchas personas se están yendo, y trabajadores con talento y experiencia tienen problemas para encontrar vacantes". agrega.

Exceso de trabajadores

Los Emiratos Árabes Unidos, ricos en petróleo, son el hogar de millones de trabajadores expatriados de todos los niveles y nacionalidades, atraídos por salarios sin impuestos y días soleados durante todo el año.

Muchas personas se están yendo, y trabajadores con talento y experiencia tienen problemas para encontrar vacantes"

Alison Simmonds
Getty

La mayoría de los extranjeros viven en los principales centros de negocios de Abu Dabi y Dubái.

Este último emirato es un importante destino turístico famoso por sus lujosos resorts de playa, enormes edificios y lustrosos centros comerciales.

Los expatriados han ayudado a construir y poblar los Emiratos Árabes Unidos, que en 1980 eran el hogar de apenas un millón de personas, en comparación con los 9,5 millones de ahora.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Muchos inmigrantes de la India y del sur de Asia trabajan en la construcción de los grandes rascacielos, iconos de los Emiratos.

Los EAU se hicieron famosos como un lugar donde los profesionales podían ganar altos salarios y al mismo tiempo obtener generosos paquetes que incluían vivienda, educación, salud, automóviles y viajes.

Esto permitió a los expatriados prudentes ahorrar, mientras que otros adoptaban un estilo de vida lujoso.

Pero como otros países del Golfo, la economía de los Emiratos Árabes Unidos se ha visto sometida a una presión considerable en los últimos años debido a la caída de los precios del petróleo, que ha arrastrado al sector inmobiliario y ha provocado una reducción de los salarios.

"A pesar de la recuperación de los precios mundiales del petróleo en 2018, el crecimiento económicosigue siendo moderado", explica Keren Uziyel, analista de la Unidad de Inteligencia de The Economist en Londres.

Para ella, esto se debió a los recortes de petróleo exigidos por la OPEP, así como a factores geopolíticos como el enfrentamiento diplomático con Qatar y las sanciones impuestas por Estados Unidos a Irán que han afectado a sus empresas, especialmente en Dubái.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Abu Dabi y Dubái son las principales plazas financieras de toda la región.

La introducción del 5% de IVA el pasado enero, una decisión del gobierno para tratar de cerrar la brecha abierta en los ingresos por los menores precios del petróleo, creó la percepción de que los EAU se están convirtiendo en un centro de negocios caro, agregó Uziyel.

También "afectó considerablemente el consumo privado" debido a los mayores costos de los alimentos, las actividades recreativas y los bienes de consumo, dice.

Sobre el papel, el FMI prevé que el crecimiento del PIB de los Emiratos Árabes Unidos para 2019 sea de un saludable 3,7%.

Pero el Índice de Seguimiento de la Economía de Dubái, publicado en noviembre por el banco local Emirates NBD, destacó que el crecimiento del sector privado cayó a su tasa más baja en dos años y medio y el empleo registró una contracción por segundo mes consecutivo.

Datos sobre empleo

En un artículo reciente, el diario The Wall Street Journal afirmó que Dubái estaba experimentando una "recesión de trabajadores cualificados".

Sin embargo, un economista local dijo que esto era una exageración y mantenía una visión "cautelosamente optimista" sobre el crecimiento, aunque aceptó que la economía estaba experimentando una "corrección" a medida que maduraba.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Los EAU se hicieron famosos como un lugar donde los profesionales podían ganar altos salarios.

Chris Greaves, director gerente en Medio Oriente de la firma de selección de personal Hays, dice que las compañías están teniendo muy en cuenta todos los costos ahora mismo.

Según un informe de Salarios y Empleos en 2018 publicado por Hays, un tercio de las empresas encuestadas reconocieron que están reduciendo el número de empleados y más de la mitad dijo que no habría aumentos salariales.

"Algunas compañías están recortando salarios para poder mantener el número de empleados", dijo Greaves.

Según este ejecutivo tampoco es raro ver al departamento de Recursos Humanos ofrecer vacantes con un salario o menores beneficios que el puesto de un candidato y que la persona aún acepte el trabajo.

Para Greaves "definitivamente hay un exceso de trabajadores" y son las compañías las que tienen poder para fijar las compensaciones salariales.

Salarios menguantes

Rohini Gill, socia de la firma de gestión de recursos humanos GGC Consultancy, con sede en Dubái, dice que el mercado laboral de los EAU ha "cambiado considerablemente" en los últimos años.

"Los EAU ya no se consideran un lugar difícil en el que vivir, así que han dejado de ofrecerse los grandes paquetes que incluían dinero extra para gastos escolares, seguro de salud, vivienda, etc.", explica.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption El crecimiento económico de los EAU sigue siendo moderado pese a la subida del precio del petróleo.

"Pero debido al alto costo de vida, para mucha gente estar aquí ya no tiene tanto sentido financiero", agrega.

También hay una fuerte competencia.

Según Gill, un solo anuncio de trabajo podría recibir hasta 5.000 solicitudes, entre las que habrá muchos candidatos del sudeste asiático con menores expectativas salariales.

Stephanie Hughes, especialista en contenido de medios, se mudó a Dubái hace cuatro años con su esposo, que trabaja en la construcción.

"El mercado está muy lento en este momento y conozco a muchas personas que se están yendo porque no encuentran trabajo, o al menos trabajos que paguen lo suficiente", dice esta madre de dos niños.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption La mayoría de los extranjeros viven en los principales centros de negocios de Abu Dabi y Dubái.

"Todos los trabajos que veo parecen estar ofreciendo entre un 25% y un 30% menos que mi actual puesto. Una cifra que no es viable cuando tienes que pagar el colegio y el seguro de salud", dice.

Los días en los que los EAU eran famosos como destino para hacerse rico rápidamente han quedado atrás.

¿Trabajadores más baratos?

La filipina Hannah Zarah Bhatti vino a Dubái hace tres años para visitar a su madre, que ha trabajado en el Emirato durante casi tres décadas, y encontró un trabajo llevando las redes sociales para una marca de moda minorista.

Con 28 años ahora trabaja en el departamento de marketing de una de las principales cadenas de hoteles.

Gana aproximadamente US$2.720, que supone más del triple de lo que obtendría en su país de origen.

Derechos de autor de la imagen Julian Finney
Image caption Los EAU se han vuelto un lugar costoso en el que vivir.

Algunos expatriados occidentales ven a los trabajadores como Bhatti como una amenaza porque están dispuestos a aceptar salarios más bajos.

La misma Bhatti cree que gana menos que los colegas de otras nacionalidades.

Gill, de GGC Consultancy, dice que se ha encontrado con ciudadanos indios con un MBA que están dispuestos a trabajar como asistentes en el mundo de las finanzas por US$1.900.

Estos trabajos los realizaban antes los europeos, a veces sin titulación, ganando el doble.

Por su parte, Greaves, de Hays, recuerda que a pesar de que los salarios están bajando, siguen siendo más altos que en Reino Unido, Europa, Australia y Estados Unidos.

"Necesitas hacer las cuentas antes de aceptar un trabajo aquí. Es un lugar costoso"

Y lo más importante, enfatiza, es que están libres de impuestos.

"Todavía es un lugar atractivo para trabajar, incluso si las empresas no están pagando paquetes inflados" como antes.

"Todavía recibimos miles de CV, por lo que sin duda, sigue siendo un lugar atractivo", dice.

Mercado competitivo

Esta no es la primera vez que la economía de los EAU se ha tambaleado. En 2009, Dubái fue una de las víctimas más prominentes de la crisis financiera mundial.

El mercado quebró aparentemente de la noche a la mañana, para pasar a reconstruir y corregir los excesos de etapas anteriores con una legislación más estricta.

En respuesta a esta última fase de ralentización económica, el gobierno ha presentado un paquete de medidas de estímulo que tienen un valor superior a los U$$13.000 millones.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Los EAU han perdido su atractivo para los trabajadores cualificados de Europa, pero para quienes llegan del sudeste asiático los salarios aún son altos.

Las nuevas políticas incluyen la apertura al 100% de ciertos sectores de la economía a la propiedad extranjera, un régimen de visas más flexible y recortes a las tarifas de registro de empresas y otros costos administrativos.

Estos pasos deberían convertirlo en un lugar más atractivo para hacer negocios y ayudar a las compañías a mantener, o incluso expandir, su plantilla.

No obstante, se espera que el mercado laboral siga siendo increíblemente competitivo.

"Necesitas hacer las cuentas antes de aceptar un trabajo aquí", dice sin embargo Gill.

"Conocemos a personas que aunque planeaban ahorrar, se han visto obligadas a devorar sus ahorros solo para cubrir sus gastos. Es un lugar costoso", advierte.

Nueva era

De vuelta en el Reino Unido, Simmonds está agradecida por su tiempo en los EAU, pero advierte a los demás que no se arriesguen demasiado por un trabajo allí.

"No recomendaría a nadie que salga a buscar trabajo sin un colchón financiero importante porque se endeudará muy rápidamente".

"Los días en que las carreteras de Dubai estaban pavimentadas con oro habían terminado cuando llegué en 2016, pero ahora diría que el oro está realmente fuera del horizonte", dice.

Puedes leer la versión original de esta historia en inglés en BBC Travel.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Contenido relacionado