Los rostros de los padres de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa

Bernabé Abraján Gaspar y Delfina de la Cruz, padres de Adán Abraján de la Cruz
Image caption Bernabé Abraján Gaspar y Delfina de la Cruz, padres de Adán Abraján de la Cruz: "Es desesperante para una madre que su hijo no regrese. Nosotros seguimos igual sin respuestas, porque el gobierno no nos da respuesta. ¿Qué es lo que quiere?".

"El gobierno dice que ya superemos el dolor, pero está muy equivocado, porque nosotros no vamos a superar el dolor hasta que presente a los 43, y ver que se castigue los culpables. No descansaremos".

Habla Maximino Hernández Cruz, el padre de Carlos Lorenzo Hernández Muñoz, uno de los 43 estudiantes mexicanos que desaparecieron el 26 de septiembre de 2014 en Iguala, Guerrero.

A un año de esa noche trágica, la organización de derechos humanos Amnistía Internacional reunió a los padres de los jóvenes para ser retratados por el fotógrafo Scott Brennan.

Hablan sobre cómo eran sus hijos y qué les dirían, sobre cómo se sienten y qué esperan que ocurra.

Lea: Los 3 hallazgos sobre Ayotzinapa que desmontan la versión del gobierno

"La tragedia de Ayotzinapa es uno de los peores escándalos de derechos humanos de la historia reciente de México", aseguró esta semana Erika Guevara-Rosas, directora para las Américas de AI.

"Ha expuesto cómo cualquiera puede desaparecer forzadamente como por arte de magia en el país mientras quienes están en el poder se enfocan en cubrir las huellas", añadió.

Esta es una selección de los retratos de los padres.

Image caption Joacina Oliveria Parral Rosa, madre de Jorge Luis González Parral y Dorian González Parral: "¿En dónde están? Se fueron los dos. El pinche maldito gobierno está diciendo que ellos eran delincuentes. Mis hijos querían estudiar".
Image caption Bernardo Campos Santos, padre de José Ángel Campos Cantor: "Mi hijo se metió a la escuela para apoyar a su esposa y a sus dos hijas. Donde quiera que esté, le pido a Dios que no esté sufriendo".
Image caption Minerva Bello Guerrero: "Es un buen hijo. Se llama Everardo Rodríguez Bello. Lo extrañamos".
Image caption Maximino Hernández Cruz, padre de Carlos Lorenzo Hernádez Muñoz: "El gobierno dice que ya superemos el dolor, pero está muy equivocado, porque nosotros no vamos a superar el dolor hasta que presente a los 43, y ver que se castigue los culpables. No descansaremos".
Image caption Metodia Camilo Carrillo Lino, madre de Luis Ángel Abarca Carrillo: "Le gusta mucho trabajar en el campo, sembrar maíz y estudiar en la escuela. Nunca reprobaba, al contrario, lo felicitaban".
Image caption Oscar Ortiz Serafín, padre de Cutberto Ortiz Ramos: "Que nos entreguen vivos a los muchachos porque vivos se los llevaron y vivos los queremos. Así pues, le decimos al señor presidente que le eche ganas, que nos entregue a nuestros muchachos".
Image caption Cristina Bautista Salvador, madre de Benjamín Ascencio Bautista: "Desde ese momento ha cambiado nuestra vida. La vida no es igual sin su presencia bailando en la casa, llamándonos, abrazándonos, es un chico muy cariñoso".
Image caption Clemente Rodríguez Moreno, padre de Christian Alfonso Rodríguez: "Es su cumpleaños el día de hoy, 9 de agosto. Donde quiera que me esté escuchando te mando mil abrazos, mil besos, que a estas palabras se las lleve el viento y donde quiera que él se encuentre que él no olvide que lo estamos esperando en la casa".
Image caption Carmen Cruz y uno de sus hijos, madre de Jorge Aníbal Cruz Mendoza: "Donde quiera que se encuentre, que se sienta orgulloso de que yo lo voy a buscar hasta encontrarlo. Y que lo quiero mucho, lo amo. Lo estoy buscando con todo el amor que siento por él".
Image caption Juan Colón, padre de Christian Tomás Colón Garnica: "Mi hijo es un hijo muy noble, muy, muy buen trabajador y estudioso. En el campo conmigo y también en sus estudios. Yo recuerdo muchas veces que él me impresionaba con sus ganas de trabajar hasta muy tarde en la noche".
Image caption Damián Arnulfo Marco, padre de Felipe Arnulfo Rosas: "Mi hijo quiere aprender el español muy bien. Habla mixteco, en mi pueblo toda la gente habla mixteco, no hay gente de español. Mi hijo quiere aprender la letra y escribir y le gusta el trabajo de campo también".
Image caption Emiliano Navarrete, padre de José Ángel Navarrete González: "Exigimos a este gobierno la dignidad de ser humanos en México. ¿Cómo puede ser posible que muchos mexicanos sigamos viviendo con los ojos cerrados?".

Contenido relacionado